Diario Vasco

Granada, 15 abr (EFE).- El secretario de Organización del PSOE y ministro de Fomento, José Luis Ábalos, ha pedido a todas las formaciones políticas, tras el boicot del acto electoral de Ciudadanos en la localidad guipuzcoana de Rentería, que trabajen por la convivencia y eviten la confrontación.

A preguntas de los periodistas antes de participar este lunes en un acto público en Las Gabias (Granada), Ábalos ha condenado "cualquier intento de violentar la libertad de expresión y el derecho de reunión, que son conquistas democráticas que hay que preservar".

"Yo pediría a todas las formaciones políticas, a todas, que trabajen por la convivencia y eviten la confrontación, que no trasladen esta imagen de tensionamiento y crispación en la campaña, cuando la ciudadanía no lo vive", ha incidido.

Les ha instado además a que "olviden ese estilo, trabajen por dar ejemplo a la ciudadanía y favorezcan la convivencia" para intentar reprimir "todo lo que atente contra los derechos constitucionales".

Ábalos se ha referido también a preguntas de los periodistas al hecho de que el PSOE defienda en su programa electoral proseguir las reformas necesarias para "un nuevo impulso del autogobierno" como salida a la crisis en Cataluña, para lo que asume los documentos aprobados por el partido en los que se aboga por avanzar hacia un modelo federal y reconocer su carácter plurinacional.

Al respecto, ha dicho que "autonomía y autogobierno es lo mismo y la independencia es otra cosa que no tiene nada que ver".

El PSOE, ha precisado, apuesta por profundizar en el proceso de descentralización que estableció la Constitución: "Y en esos parámetros nos desenvolvemos dentro del modelo que sitúa el título octavo de la Constitución, que pasa por el autogobierno".

Ha incidido en que el PSOE está decidido a "dialogar en torno a mejorar el autogobierno y a perfeccionarlo", y eso, ha dicho, no significa solo descentralizar competencias y hablar de recursos de financiación, "también tiene un correlato que tiene que ver con la lealtad y la coordinación entre administraciones".

"De lo que no estamos dispuestos a hablar es sobre independencia", ha concluido.