Diario Vasco

Estambul, 14 ene (EFE).- Los presidentes de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, y EEUU, Donald Trump, han barajado hoy en una conversación telefónica la posibilidad de crear una franja de seguridad en la frontera turcosiria, en el marco del debate de la futura actuación turca en Siria tras la retirada de las tropas estadounidenses.

"Nuestro presidente ha expresado a su homólogo su satisfacción por la decisión de la retirada de Siria y le ha recordado que, en este marco, está dispuesto a prestarle todo el apoyo como aliado de EEUU en la OTAN", señala un comunicado de la Presidencia turca.

"Nuestro presidente y Trump también evaluaron la posibilidad de establecer, sobre los fundamentos de la integridad territorial de Siria, una franja de seguridad en el norte del país, que esté limpia de terrorismo", añade el comunicado.

El ministro de Exteriores turco, Mevlüt Çavusoglu, ya había comentado previamente la sugerencia de Trump, realizada ayer en Twitter, de establecer una franja de seguridad de 32 kilómetros en el norte de Siria.

Trump había lanzado esta idea como alternativa a una operación militar turca contra las milicias kurdosirias Unidades de Protección del Pueblo (YPG), aliadas de EEUU pero consideradas terroristas por Ankara.

El presidente estadounidense amenazó incluso con "destruir económicamente" a Turquía si ataca a "los kurdos".

Çavusoglu subrayó que la idea de una franja de seguridad era originalmente turca, pero rechazó de plano las amenazas de Trump en caso de una operación militar contra las YPG.

En la práctica, una franja bajo control turco de 32 kilómetros de anchura no solo obligaría a la milicia kurda a retirarse de sus dos ciudades más importantes, Qamishli y Kobani, en la frontera turca, sino también de la mayor parte del territorio kurdo densamente poblado en el extremo noreste de Siria.

Trump y Erdogan también acordaron "no permitir un vacío de autoridad" en Manbech, tras la próxima retirada estadounidense de este bastión del YPG al oeste del río Éufrates.

"Ambos líderes subrayaron también que no darán oportunidad a los elementos que quieren impedir que la decisión de la retirada se lleve a la práctica", señala el comunicado.

El Gobierno turco ha manifestado en varias ocasiones que Trump es sincero en su intención de retirar a los militares estadounidenses de Siria, pero que está rodeado de altos cargos, como el asesor de Seguridad, John Bolton, que intentan disuadirle de ello.