Diario Vasco

Valderrubio , 18 dic .- La Casa de Bernarda Alba, que inspiró a Federico García Lorca en una de sus más universales obras, ha "reabierto" hoy sus puertas en Valderrubio (Granada) tras la rehabilitación del inmueble, convertido en nuevo centro turístico que difundirá el drama de la mujeres en la España rural profunda.

La presidenta en funciones de la Junta, Susana Díaz, acompañada de la alcaldesa, Francisca Blanco, ha encabezado el acto de inauguración, que ha incluido el visionado de un video y una teatralización de la obra, la más conocida y representada del mundo lorquiano y traducida a más de treinta idiomas, según su sobrina, Laura García Lorca, presidenta de la fundación familiar.

Díaz ha dicho que la apertura de esta casa, que recupera la memoria histórica, cultural y patrimonial, "hace justicia" con García Lorca, a quien ha destacado como el "mejor embajador del acento andaluz" y que además "hizo universal lo andaluz" a través de su creación literaria.

Coincidiendo con el quinto cumpleaños como municipio de Valderrubio tras su pertenencia al de Pinos Puente, la inauguración pone fin a un largo proceso de rehabilitación iniciado hace años e impulsado por este Ayuntamiento de la Vega junto a la Diputación.

Esta vivienda tradicional de labor con dos plantas y un amplio patio, ideada también como espacio donde almacenar la cosecha, fue la antigua casa de Frasquita Alba, la verdadera Bernarda Alba, y se convierte desde hoy en un nuevo atractivo cultural y turístico como emplazamiento lorquiano en una localidad, antes llamada Asquerosa, donde Federico vivió algunos años de su infancia.

El inmueble, que ofrece un montaje audiovisual multimedia para recrear el ambiente de la obra teatral en la que García Lorca retrató la represión y el drama de las mujeres en los pueblos de la España profunda de la época, atesora entre sus atractivos una edición facsímil del manuscrito original y el cartel original de su estreno en Buenos Aires en 1945.

La alcaldesa, Francisca Blanco, ha subrayado que la apertura al público de la casa supone un "sueño compartido", fruto del tiempo, el dinero y el esfuerzo invertidos para preservar el legado de un vecino, Federico, y contribuir a la difusión de su figura y obra.

El inmueble que inspiró su creación teatral más universal, que ha mantenido "intactos" los escenarios de la obra servirá, ha dicho, para aprender a través de exposiciones la realidad de un contexto histórico y el drama de muchas mujeres en una España profunda y de represión femenina.