Diario Vasco

Ginebra, 8 dic (EFE).- El enviado especial de la ONU para el conflicto sirio, Staffan de Mistura, aseguró que actualmente el país de Oriente Medio no sufre enfrentamientos militares de gran escala sobre el terreno, lo que invita al optimismo, aunque con cautela, según informó hoy el servicio de prensa de Naciones Unidas.

"Vamos hacia el fin de un gran conflicto militar, aunque en estos casos siempre hay riesgos", destacó De Mistura al término de una reunión con el enviado especial del Gobierno chino para Siria, Xie Xiaoyan, mantenida el viernes.

De Mistura, quien el próximo 20 de octubre informará de la situación en Siria ante el Consejo de Seguridad de la ONU en su última comparecencia antes de dejar el cargo, pidió al enviado chino que Pekín ayude a convencer al Gobierno sirio de crear un Comité Constitucional en el que participen todas las partes en conflicto.

"La ONU sólo aceptará un comité creíble e inclusivo", subrayó De Mistura, quien afirmó que está en contacto con todas las partes, incluido el régimen de Bachar al Asad, "para que sean conscientes de lo importante que es tomar esa decisión en estos momentos".

De Mistura será sucedido el 1 de enero como enviado de la ONU para Siria por el diplomático noruego Geir Pedersen, actual embajador de su país en China.