Diario Vasco

Madrid, 7 dic (EFE).- La portavoz del Gobierno, Isabel Celáa, ha indicado que el presidente del Ejecutivo, Pedro Sánchez, mantiene su intención de reunirse con el presidente catalán, Quim Torra, el día 21 en Barcelona, porque es "lo habitual en estos casos" cuando un Consejo de Ministros se celebra fuera de Madrid.

En la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros de hoy, Celáa ha indicado que es "algo formal" que Sánchez se reúna con el presidente de la comunidad que visita y además se trata de un gesto que los "anfitriones" autonómicos "suelen apreciar".

Así que este es "el planteamiento y la intención del Gobierno", ha dicho Celáa, pese a que Torra ya ha descartado reunirse con Sánchez el día 21 y ha propuesto que éste acuda "expresamente" a la capital catalana otro día.

Celáa ha asegurado que "no hay cambios" en este sentido, y el Gobierno irá el 21 de diciembre a celebrar su reunión semanal en la Ciudad Condal porque "quiere estar cerca de la ciudadanía" y está "previsto hace meses".

Por su parte, fuentes del Gobierno aseguran que "no tiran la toalla" para una posible entrevista de Sánchez con Torra y, sobre el momento en el que ésta pueda producirse, recalcan que están "todos los escenarios abiertos".

El propio Sánchez, manifestó ayer, en una conversación informal con periodistas durante la recepción del Congreso con motivo del 40 aniversario de la Constitución, que sigue abierto a verse ese día con Torra y, si el presidente de la Generalitat no quiere reunirse con él, será su problema.

Sobre si el ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha mantenido algún contacto con el conseller Miquel Buc, a raíz de las cargas de los mossos contra los manifestantes que intentaron boicotear dos actos de Vox en Girona y Terrassa, Celaá se ha mostrado convencida de que el Gobierno está "en contacto" con el conseller.

Y ha subrayado que el Ejecutivo está "muy en contra" de manifestaciones violentas, "ocurran donde ocurran".

Respecto a si el Gobierno comparte con la Generalitat que se haga una revisión de los protocolos de actuación en manifestaciones, Celaá ha considerado que esto depende de las autoridades competentes, y el Gobierno no está para juzgar si han sido excesivos o no. "Eso es de otra instancia" ha añadido.