Diario Vasco

Moscú, 7 dic (EFE).- El presidente de Rusia, Vladímir Putin, recibió hoy al primer ministro griego, Alexis Tsipras, con el que abordará la agenda regional e internacional, pero con el que también espera avanzar en la mejora de los lazos bilaterales tras las recientes tensiones.

"Estamos encantados de verle en Moscú", le dijo Putin a Tsipras al darle la bienvenida en el Kremlin.

El primer ministro griego, a su vez, recordó que no ha visitado Rusia desde 2016.

Los dos mandatarios se reúnen justo cuando se cumple el 190 aniversario del establecimiento de las relaciones diplomáticas entre los dos países, unos lazos que recientemente han pasado por un bache, según ha admitido el Gobierno ruso.

Atenas expulsó en julio pasado dos diplomáticos rusos acusados de intrusión en los asuntos nacionales y de actos ilegales contra la seguridad nacional, así como de intentar sobornar a funcionarios griegos.

También prohibió la entrada al país a otros dos exdiplomáticos rusos.

Supuestamente Rusia habría llevado a cabo diversos esfuerzos coordinados para expandir su influencia sobre Grecia y los Balcanes, como intervenir en contra de las negociaciones del acuerdo con la Antigua República Yugoslava de Macedonia para cerrar la disputa sobre el nombre de este país.

Además habría intentado influir con sobornos a ayuntamientos, la jerarquía de la Iglesia ortodoxa de Grecia y el Monte Athos, un lugar emblemático para los ortodoxos que el presidente de la Federación Rusa, Vladimir Putin, visitó en 2016.

En la víspera del encuentro el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, dijo que el Gobierno ruso espera aminorar las recientes tensiones entre Rusia y Grecia.

Este viernes subrayó además que la visita de Tsipras a Moscú era muy esperada y ha sido preparada en profundidad.

Putin y Tsipras se reunirán primero de manera bilateral y después se unirán a ambos mandatarios sus respectivas delegaciones.

Según el mandatario ruso, ambos abordarán la situación de la región y también algunas cuestiones internacionales".

Tsipras recalcó que desde su última visita a Rusia "las cosas han cambiado", pues Grecia se encuentra en una mejor posición económica hoy en día que hace tres años.

Subrayó además la importancia al desarrollo de las relaciones entre Grecia y Rusia, pues éstas crean las condiciones necesarias para "la estabilidad y la paz en la región y el mundo en general".

Se espera la firma de cinco documentos al final del encuentro, aunque el Kremlin no ha precisado su contenido.

Previamente, Tsipras fue recibido por el primer ministro ruso, Dmitri Medvédev, con quien abordó asuntos comerciales y económicos, energéticos, de transporte, de infraestructuras, tecnología de última generación y agricultura, entre otros.