Diario Vasco

Manila, 7 dic (EFE).- El presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, ha solicitado al Parlamento extender por tercera vez la ley marcial vigente sobre la región sureña de Mindanao, donde actúan varios grupos yihadistas afines al Estado Islámico (EI), informan hoy fuentes gubernamentales.

"El presidente del Senado y la Casa del Parlamento llamarán a una sesión conjunta, probablemente por solicitud del presidente, para la extensión de la ley marcial", dijo en un mensaje enviado a los medios Salvador Medialdea, secretario del Ejecutivo filipino.

La decisión de Duterte surge a raíz de la recomendación realizada por los efectivos militares y la policía para ampliar la medida de seguridad hasta final de 2019 ante la amenaza de combatientes extremistas.

La ley marcial fue activada en mayo de 2017 para toda Mindanao después de que los yihadistas del grupo Maute, afín al EI, tomaran parte de la ciudad de Marawi, liberada cinco meses después.

La medida de excepción fue ampliada en dos ocasiones, en julio del 2017 y en diciembre del mismo año y tenía previsto concluir a final de 2018.

Bajo la ley marcial grupos como Abu Sayaf, también adscrito al Estado Islámico, han cometido más de una decena de atentados con explosivos que han causado centenares de muertos.