Diario Vasco

El Cairo, 11 nov (EFE).- Los bombardeos de las fuerzas de seguridad iraquíes han matado a cinco responsables y más de 30 yihadistas del grupo Estado Islámico (EI) en la provincia septentrional de Saladino, anunció hoy la coalición internacional liderada por Estados Unidos.

Las unidades antiterroristas iraquíes y de seguridad, apoyadas por la coalición, llevaron a cabo "múltiples bombardeos" contra posiciones de los extremistas en las montañas de Januja, en Saladino, el pasado 30 de octubre, dijo en un comunicado la alianza antiyihadista.

Esos ataques "causaron la muerte de 5 líderes del Dáesh (acrónimo en árabe del EI) y más de 30 militantes", afirmó la coalición, que añadió que los extremistas eran "responsables de supervisar las operaciones llevadas a cabo en las provincias de Saladino, Kirkuk, Nínive y en el norte de Al Anbar".

Asimismo, detalló que sus "seguidores" ayudaban a "coordinar ataques con artefactos explosivos en vehículos en Sharqat y Qayara, que provocaron heridas a civiles, además de numerosos ataques contra las fuerzas especiales iraquíes, civiles e infraestructuras dentro de Saladino y Kirkuk".

Ayer, al menos 14e yihadistas del EI perecieron en bombardeos de la coalición internacional en una zona al oeste de Mosul, informó el portavoz del Centro de Información de la Seguridad iraquí, Yehia Rasul.

El primer ministro iraquí de entonces, Haidar al Abadi, anunció el pasado diciembre la derrota de los yihadistas en el territorio iraquí, aunque los extremistas continúan apostados en las zonas desérticas en la frontera entre Siria e Irak y atacan prácticamente a diario varias áreas del país, incluida la capital Bagdad.