Diario Vasco

Buenos Aires, 10 nov (EFE).- Boca Juniors y River Plate retomaron los entrenamientos de cara a la primera final de la Copa Libertadores, que fue cancelada hoy por la fuerte tormenta que azota a Buenos Aires y pospuesta en principio a las 16.00 hora local (19.00 GMT) de este domingo.

"El plantel se entrenará por la tarde en el Monumental, donde esta noche se quedará concentrado de cara al partido de mañana", escribió el Millonario en su cuenta de Twitter.

Por su parte, el Xeneize también inició prácticas.

Medios locales difundieron imágenes de Darío Benedetto, Wanchope Abila y Carlos Tévez caminando sobre el campo de Casa Amarilla, predio donde habitualmente entrena Boca Juniors.

El partido de ida de la final de la Libertadores entre ambos equipos, que debía jugarse este sábado a las 17.00 local (20.00 GMT) en la Bombonera, se suspendió por las intensas lluvias que están cayendo sobre la capital argentina durante todo el día.

"Por motivos de fuerza mayor el partido queda suspendido para mañana, domingo 11 a las 16:00 (19.00 GMT)", informó la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) en Twitter.

Sin embargo, el Servicio Meteorológico Nacional también anuncia lluvias para este domingo, por lo que sigue habiendo dudas de que finalmente pueda celebrarse el encuentro, para lo que además habrá que cambiar fechas de la Superliga argentina.

Para esta tarde está prevista una reunión entre el presidente de River, Rodolfo D'Onofrio; el de Boca, Daniel Angelici y el de la Conmebol, Alejandro Domínguez, para debatir la situación.

El partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores está previsto para el sábado 24 de noviembre en el Monumental a las 17.00 local (20.00 GMT).