Diario Vasco

(Actualiza la EC5395 con nuevos datos)

Por su parte, el índice compuesto del mercado Nasdaq, en el que cotizan importantes grupos tecnológicos, descendía un fuerte 1,16 % u 87,59 puntos, hasta los 7.443,29 enteros.

Entre los sectores, el más perjudicado era el energético (-1,69 %), seguido por el de los materiales básicos (-1,36 %) y el tecnológico (-1,18 %). Las empresas de bienes esenciales (0,42 %) y las inmobiliarias (0,14 %) eran las únicas en verde.

Los operadores del parqué neoyorquino comenzaron la jornada pesimistas por la fase a la baja en la que ha entrado el precio del petróleo de Texas, que ha descendido más del 20 % desde su pico máximo de octubre y se situaba a esta hora por debajo de los 60 dólares, en niveles de marzo.

Asimismo, influía en los mercados el resultado de la reunión de política monetaria de la Reserva Federal (Fed), que decidió este jueves no aumentar los tipos de interés pero previó "más incrementos graduales".

Algunos expertos consideran negativo para Estados Unidos (EEUU) un cuarto incremento del precio del dinero en lo que va de año, ya que temen que se ralentice el crecimiento de la economía, afectada por las tensiones comerciales con socios como China.

Los movimientos a la baja se producen tras las ganancias con las que los inversores reaccionaron a las elecciones de medio término, que dejan un poder legislativo más repartido entre republicanos y demócratas, lo que llevará a cierto "atasco político" en algunas cuestiones sensibles.

Por eso, para el conjunto de la semana, se estima que los tres indicadores cerrarán con avances: de cerca del 3 % para el Dow, más del 2 % para el S&P 500 y más del 1 % para el Nasdaq.