Diario Vasco

Valencia, 9 nov (EFE).- Jaume Ponsarnau, entrenador del Valencia Basket, aseguró que ante la necesidad de ganar que tienen en la Liga Endesa y las dudas que arrastran, el Baxi Manresa, al que reciben este sábado, es "el peor rival posible" al que se pueden medir por su buen momento.

"Es el peor equipo contra el que podemos jugar porque está con mucha confianza, determinación, desparpajo y valentía. Vienen a jugar contra un equipo que necesitamos ganar y eso va a hacer el partido mucho más difícil y mucho más complicado", destacó el técnico en rueda de prensa.

Pero Ponsarnau recordó que son el Valencia y que tienen que dar "una respuesta adecuada" y mantener la línea de trabajo actual para encontrar su mejor nivel.

Del que fue su equipo, el entrenador catalán destacó su capacidad para "aprovechar muy bien las calidades que tiene y encontrar el talento que tiene que, con confianza, es capaz de sacar puntos, energía y corazón en cualquier momento".

Ponsarnau destacó el nivel de algunos jugadores del Manresa, "Renfroe parece un base de la NBA", dijo, pero también de otros "que le dan un empaque enorme" como Pere Tomàs. "Joan (Peñarroya) siempre consigue que sus equipos tengan un nivel de confianza muy altos", señaló.

"Tenemos que respetarlos, eso es lo primero. Lo segundo es intentar controlar su juego a campo abierto y ritmo que tienen. Juegan muy valientes, toman muchos tiros rápidos y no están a merced de si lo meten o no", destacó el técnico.

El técnico dijo que deben "atacar bien, no sólo buscando la calidad individual sino la colectiva de mover el balón o tener paciencia para que el rival no nos robe tantos balones porque eso ha aumentado mucho lo índices ofensivos de nuestros rivales".

"Tenemos que jugar con equilibrio, nuestra defensa conceptual ha mejorado pero en la de transición y en ataque estamos en un mal momento", admitió el catalán.

Ponsarnau dijo que tras haber cambiado la intensidad de los entrenamientos hace dos semanas puede que fueran a la pista del Baskonia "sin piernas" pero aseguró que están "en el camino" para experimentar una mejoría notable aunque dijo que deben de ser capaces de "hacer lo que tenemos que hacer pese a no meterla o a que nos metan un triple desde medio campo".

"En el momento que aparece la desconfianza, el 'reset' no lo hacemos del todo bien", reconoció. El técnico dijo que no va priorizar exclusivamente el buen momento mostrado en el partido en la pista del ASVEL Villeurbanne por algunos jugadores.

"Queremos ser un equipo global y total que imponga su nivel físico y energía los cuarenta minutos. Necesitamos que crezcan todos, vamos a tomar las mejores decisiones para que estén todos y necesitamos lo mejor de cada uno", concluyó.