Diario Vasco

Málaga, 9 nov (EFE).- El técnico del Málaga, Juan Ramón Muñiz, dijo este viernes que su equipo afronta el partido del domingo contra el Sporting en El Molinón, en la vuelta a su casa del exjugador sportinguista, "con la ilusión" de traerse "los tres puntos para Málaga" frente a "un buen equipo" que tiene "necesidad de puntos".

"El equipo va a competir y trabajar en un encuentro difícil y complicado, como todos, ante un equipo con necesidad de escalar puestos en la clasificación, en una situación que no es grave para los que lo vemos desde fuera, pero allí existe esa necesidad de puntos", afirmó en rueda de prensa el asturiano.

Muñiz indicó que el Sporting es "un buen equipo, con una gran afición y un gran estadio, que va a permitir hacer buen fútbol", y destacó sobre la competición que, a pesar de que sólo se llevan doce jornadas, "hay una tensión tremenda en todos los sentidos", por lo que no se quiere "imaginar" cómo será "cuando llegue la jornada 35".

Para el preparador malaguista, "hay mucha necesidad y los clubes, si no son capaces de ascender, parece que no tienen futuro, que no hay situación mas allá de junio", aunque éstos "tienen que estar capacitados para sobrevivir estén en la categoría que estén", si bien subrayó que "parece que este año esa presión se lanza muy pronto".

"Tenemos que ir con la tranquilidad de saber que esto es a largo plazo, es una situación de regularidad. Hay que tener calma, tranquilidad, buen trabajo", insistió el entrenador gijonés, quien tendrá muchas bajas por lesión y sanción en El Molinón.

Manifestó, sin embargo, que afrontan el choque "con la máxima normalidad, no hay ninguna situación que lamentar", y que procuran no acordarse de los jugadores que faltan, ya que sabe que "los que salgan van a competir perfectamente".

También tuvo un recuerdo especial para el mítico Enrique Castro 'Quini', fallecido hace algunos meses, y reconoció que "se echará mucho de menos al 'Brujo' porque es una persona que, cuando llegabas allí, siempre estaba en la puerta del hotel para saludarte y solucionarte problemas", y que para él "es una falta que se nota".

Muñiz se formó como futbolista en el Sporting, en el que estuvo desde niño y con cuyo primer equipo jugó en la primera mitad de los años noventa, y subrayó que le "dio mucho en lo personal y en lo profesional". "Si tengo valores, mejores o peores, todo lo he conseguido a base de lo que me inculcaron en la escuela de Mareo", recalcó.