Diario Vasco

Redacción deportes, 9 nov (EFE).- El ruso Vladimir Morozov, que logró dos victorias con récord mundial de 100 estilos incluido, y la húngara Katinka Hosszu, también con dos triunfos, acapararon la atención en la primera jornada de la etapa de la Copa del Mundo de natación de Tokio.

Morozov exhibió su magnífico estado de forma al vencer en los 100 estilos e igualar su propio récord mundial, que había establecido el 28 de septiembre en Eindhoven (Holanda) con 50.26.

El ruso cerró la jornada con la siempre vibrante final de los 50 libre, en la que venció con un crono de 20.49, a 23 centésimas del récord mundial del francés Florent Manaudou.

Hosszu también demostró su poderío. Se impuso en los 100 estilos con 57.25, un tanto alejada de su récord mundial (56.51), con lo que superó a otra de las figuras de la natación mundial, la sueca Sarah Sjostrom (57.28).

La nadadora húngara completó su doblete en los 200 mariposa, prueba en la que ganó con 2:03.01, lejos de la plusmarca mundial de Mireia Belmonte (1:59.61).

Sjostrom se tomó el desquite en los 50 libre, en los que se impuso con 23.26 por delante de la plusmarquista universal, la holandesa Ranomi Kromowidjojo (26.24), que también fue segunda en los 50 espalda por detrás de su compatriota Kora Toussaint (26.21).

Yuliya Efimova (2:16.29) ganó a la también rusa Vitalina Simonova (2:19.23) en los 200 braza y el chino Jiayu Xu se impuso, con 1:48.32, en los 200 espalda al australiano Mitchell Larkin, plusmarquista mundial.