Diario Vasco

Pekín, 9 nov (EFE).- El comisario europeo de Energía y Acción por el Clima, Miguel Arias Cañete, aseguró hoy que China y la Unión Europea (UE) están trabajando conjuntamente para lograr mayores consensos durante la Cumbre del Clima de este año, la COP24, que se celebrará en diciembre en Katowice (sur de Polonia).

De cara a esta cita, Cañete se reunió en Pekín con el ministro chino de Medioambiente, Li Ganjie, y el representante especial chino para el cambio climático, Xie Zhenhua, con quienes abordó las dificultades existentes para lograr un consenso en la cumbre, "tanto en materia de transparencia como de financiación y adaptación".

"Hemos visto cómo podemos llegar a consensos básicos que nos permitan un resultado positivo. Las negociaciones son siempre complicadas pero es fundamental que la UE y China, que tienen enorme influencia en muchos grupos regionales, tengan unas posiciones coincidentes y podamos hacer que las posiciones más extremas de la negociación se aproximen entorno a consensos", afirmó Cañete en declaraciones a Efe.

El comisario, que concluyó este viernes su visita al país asiático con una conferencia en la Universidad de Tsinghua (Pekín), confesó que las negociaciones durante la COP24 se prevén "complicadas".

"Las COP nunca son fáciles, pero estamos acostumbrados a ello", dijo, y mostró su optimismo a que se puedan lograr avances importantes en la aplicación del Acuerdo de París, sellado en 2015 en la COP21, celebrada en la capital francesa.

Uno de los mayores retos de la próxima Cumbre del Clima, explicó, es lograr acuerdos respecto al sistema de transparencia que se pretende implantar, "mucho más ambicioso que el anterior", para poder comparar los esfuerzos que están haciendo los distintos países con el objetivo global.

Según el comisario, el mensaje de la UE en la COP24 será claro: "París marca los objetivos pero los instrumentos para alcanzarlos los tenemos que poner en marcha en Katowice".

Para lograr el consenso necesario al respecto, la alianza entre la UE y China es "clave", ya que el país asiático "tiene una enorme influencia en las negociaciones" que lo convierte en una "fuerza muy importante" en las conversaciones.

La cooperación en esta materia entre ambos bloques se intensificó tras el anuncio el año pasado de Donald Trump de retirar del pacto a Estados Unidos, aunque no puede proceder a su salida hasta noviembre de 2020 y sigue formando parte de las negociaciones.

Durante los encuentros en Pekín, Cañete también abordó con la parte china la implementación de los compromisos alcanzados en junio en Bruselas, donde China, la UE y Canadá reafirmaron su "acción triangular" para hacer cumplir el acuerdo contra el cambio climático.

Cañete destacó así los esfuerzos realizados por el Gobierno chino con políticas de desarrollo de energía renovable, de electrificación del sector del transporte y de mejora ambiental.

Preguntado por las políticas implementadas en España en esta materia, en concreto la reciente eliminación del conocido como "impuesto al sol", un impuesto que grava a los consumidores que generan su propia energía sobre todo a través de placas solares, Cañete aseguró que este tipo de medidas son "bienvenidas".

"A mi me gusta que los estados miembros sigan las pautas de la Comisión Europea. El primero que empezó estableciendo que los consumidores tenían derecho a producir energía, venderla sin cargas excesivas, fue la Comisión Europea con una iniciativa que lancé yo. Todo gobierno que lo siga, bienvenido", afirmó.