Diario Vasco

Badalona , 9 nov .- El entrenador del Divina Seguros Joventut, Carles Duran, mostró este viernes su "deseo" de que la afición de Badalona reciba "muy bien" al exjugador de la 'Penya', ahora en el Monbus Obradoiro, Nacho Llovet.

El técnico acusó a Llovet en el partido que los gallegos jugaron en Badalona el año pasado de simular una falta al lanzarse al suelo cuando le tocó Jerome Jordan en un rebote ofensivo.

La acción le acabó costando el partido a la Penya ya que los árbitros anularon la canasta que anotó Jordan tras capturar el rebote y Llovet hizo uno de los dos tiros libres de los que dispuso. "Lo de Nacho Llovet es una vergüenza", dijo Duran, refiriéndose a las muchas ocasiones que el jugador hacia el llamado 'flopping'.

En la previa del partido del retorno de Nacho Llovet a Badalona tras aquella polémica, el técnico quiso rebajar cualquier atisbo de tensión que puede haber por parte del aficionado verdinegro hacia el jugador.

"Deseo que la gente lo reciba muy bien porque es un jugador de nuestra cantera, pero que también nos anime mucho a nosotros para derrotar al Monbus Obradoiro", dijo el técnico de la Penya.

Duran considera que actualmente Nacho Llovet es un jugador "vital" para el equipo gallego, que considera un rival "muy peligroso", dirigido por un técnico, Moncho Fernández, al que considera "un referente como entrenador" en la Liga Endesa.

El técnico de la Penya también hizo un llamamiento para que los aficionados acudan al Palau Olímpic este sábado en un número superior a los 3.800 que vieron el último partido de los verdinegros contra el Delteco GBC.

"En los últimos partidos de la temporada vino más público al Olímpic que ahora. Tenemos que animarlos a que vengan con victorias y buen baloncesto. Estamos muy agradecidos a los que vienen. Creemos en ellos y los necesitamos, y estamos haciendo un esfuerzo para que vengan más", comentó Duran.

Para el entrenador del Joventut, ganar los partidos en Badalona, donde la Penya ha jugado solo dos partidos en las cinco primeras jornadas, es "muy importante para escalar posiciones en la clasificación".

Del rival de este sábado, el técnico verdinegro destacó que el Monbus Obradoiro "tiene un estilo propio, trabaja muy bien los partidos y ha incorporado jugadores importantes y con mucho talento".