Diario Vasco

Málaga, 16 sep (EFE).- El delantero argentino Gustavo Blanco, uno de los refuerzos del Málaga en la presente temporada, se mostró muy contento con su rendimiento y el del equipo, que tras ganar al Córdoba (3-0) es líder invicto de LaLiga 1/2/3, y destacó que "uno siempre entrena para eso".

El argentino, cedido por el Shakhtar Donetsk ucraniano, comentó en declaraciones que facilita este domingo el club malagueño que trabaja "para dar lo mejor desde el primer partido hasta el último y se está dando y hay que seguir así".

"Intento ayudar al equipo haciendo lo que me pide el entrenador -Juan Ramón Muñiz-, que es aguantar y cargar a los que vienen de frente", relató.

Gustavo Blanco señaló sobre la victoria de este sábado en La Rosaleda ante el Córdoba, que hace un pleno de cinco en el torneo liguero, indicó que "fue difícil" pero que se dieron "los goles y las jugadas" y que están "muy contentos por seguir así".