Diario Vasco

Tokio, 13 jul (EFE).- Los emperadores de Japón, Akihito y Michiko, han cancelado su retiro veraniego con motivo de las catastróficas inundaciones que han asolado el oeste del país y dejado más de 200 fallecidos, según anunció hoy la Agencia de la Casa Imperial.

Akihito y Michiko decidieron suspender su estancia prevista entre los próximos días 17 y 20 en el Palacete de Nasu (prefectura de Tochigi, centro del país) a raíz del desastre natural que ha sacudido desde el jueves de la semana pasada a varias prefecturas niponas.

"El emperador está preocupado por las más de 6.000 personas que siguen evacuadas y alojadas en refugios, y que se encuentran en condiciones difíciles", informó la Agencia de la Casa Imperial en un comunicado.

Las lluvias torrenciales registradas en el centro, el sur y el oeste de Japón han dejado hasta el momento más de 200 fallecidos y alrededor de un centenar de desaparecidos, cuya búsqueda prosigue hoy.

Las precipitaciones récord en el archipiélago japonés, que en varios puntos cuadruplicaron en 11 días el volumen total de lluvia de todo julio, provocaron inundaciones y corrimientos de tierra, arrasando miles de viviendas y dejando varias poblaciones aisladas.

Akihito, de 84 años, también se había visto obligado a suspender sus actividades públicas durante varios días a comienzos de mes debido una disfunción cerebrovascular.