Diario Vasco

Madrid, 13 jul (EFECOM).- La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) cree que las comunidades autónomas pueden cerrar 2018 con un déficit cercano al 0,3 % del PIB, obtenido por agregación de las estimaciones individuales a partir de la información disponible a la fecha.

La AIReF, en un estudio sobre el escenario macroeconómico y presupuestario de 2018 y 2019, prevé que este año se reduzca el déficit autonómico algo más de una décima de PIB sobre el cierre de 2017, sin considerar los ingresos extraordinarios derivados de la regularización de ejercicios anteriores de los flujos económicos del Convenio de Navarra y del Concierto Económico del País Vasco (0,1 % del PIB).

Prevé que el de las corporaciones locales puede cerrar 2018 con un superávit cercano al 0,6 % del PIB, con lo que consolida los resultados obtenidos en los dos años anteriores.

En el primer semestre de 2018, las comunidades han reducido su déficit acumulado anual una décima, hasta el 0,2 % del PIB.

En términos de doce meses acumulados, la mejora en el saldo se deriva de la estabilización de los ingresos en términos de PIB, tras el incremento de los recursos del sistema de financiación en la segunda mitad de 2017 y de una ligera reducción del peso de los gastos en el PIB (una décima).

Tras la aprobación de los presupuestos y con los datos remitidos por las autonomías, la AIReF espera que en el segundo semestre de 2018 se mantenga la situación, con presión al alza de los empleos y la "no réplica" de los ingresos extraordinarios de 2017 que elevarían el déficit al 0,3 % del PIB.

Estima que habrá regularización de las entregas a cuenta de los recursos del sistema de financiación (pagadas hasta ahora de acuerdo con la prórroga de los presupuestos).

No se registrarán los ingresos extraordinarios computados en 2017 por la regularización de flujos económicos de ejercicios anteriores derivados del Convenio de Navarra y el Concierto del País Vasco (que supusieron más de una décima del PIB para el subsector), si bien se espera una mejora de los fondos procedentes de la UE.

Respecto a las corporaciones locales, el superávit del 0,6 %, lo atribuye al incremento de los ingresos homogéneos, en torno al 2 %, y de una estimación de aumento de los gastos homogéneos de alrededor del 3 %.

En cuanto a 2019, la AIReF señala que el déficit autonómico será igual que el de 2018 al considerar que, para el conjunto, los ingresos crecerán a tasas similares a los gastos.

Considera que la evolución esperada de los recursos y empleos en las autonomías no permitiría una reducción adicional del saldo sobre el previsto en 2018.

Deduce ese dato de las previsiones individuales, que determinan que para la mayoría y para el conjunto se reducirá la tasa de crecimiento de los recursos respecto a la registrada en años anteriores, en gran parte condicionada por la evolución esperada de los recursos del sistema de financiación.