Diario Vasco

Madrid, 12 jul (EFECOM).- El expresidente del Banco Popular Emilio Saracho ha asegurado hoy que la entidad era una "bomba" que podía haberse llevado por delante los ahorros de miles de depositantes y que, de no haber actuado como lo hizo, el desenlace hubiera sido "mucho peor".

Durante su comparecencia en la comisión del Congreso que investiga el origen de la crisis financiera, Saracho ha lamentado que "ahora tengo que oír un día sí y otro también que yo venía a hundir el banco", algo que califica como "increíble, es como decir que es el bombero el que quema la casa".

Es absurdo afirmar que tuviera algún interés en hundir la entidad o "quemar la casa", ha añadido, y es que la situación del banco "tenía un fácil diagnóstico"; en banca, el capital está para defender a los depositantes, y no para que alguien gane dinero.