Diario Vasco

Madrid, 12 jul (EFE).- La inmobiliaria Inbisa ha comprado siete solares que suman 60.000 metros cuadrados de superficie con el objetivo de construir cerca de 600 viviendas en las provincias de Madrid, Barcelona y Málaga y en la ciudad de Palma de Mallorca, ha informado hoy la empresa.

La mayor parte de este suelo se encuentra en la capital, especialmente en las zonas de Sanchinarro y Valdebebas, donde la inmobiliaria ha adquirido 21.000 metros cuadrados de superficie para la promoción de 230 viviendas, y en Valdemoro, donde ha comprado 13.000 metros cuadrados para la comercialización de 130 inmuebles.

La inmobiliaria también levantará 42 viviendas en la localidad de Viladecans (provincia de Barcelona).

Además, ha adquirido en Palma de Mallorca un solar de 9.500 metros cuadrados para el desarrollo de 66 viviendas.

También ha apostado por su expansión en la costa de Málaga, donde ha comprado dos nuevos solares con una superficie total de 10.000 metros cuadrados, concretamente en Mijas y en Estepona, municipios en los que comercializará cerca de 100 viviendas durante el último cuatrimestre del año.

El director general de Inbisa, Manuel Balcells, ha destacado el aumento de la demanda en áreas costeras como Málaga y Palma de Mallorca, donde existe un "interés latente" del comprador extranjero, y ha apuntado que la empresa seguirá invirtiendo en nuevos suelos si encuentra "proyectos de calidad".