Diario Vasco

Muro de Bretaña , 12 jul .- El belga Greg Van Avermaet (BMC) manifestó este jueves su satisfacción por haber mantenido por cuarto día consecutivo el maillot amarillo de líder del Tour de Francia porque el final en el Muro de Bretaña fue "una subida muy dura".

"El ritmo no ha bajado en ningún momento y eso me ha matado para poder pelear por conseguir una clasificación mejor", comentó.

"Estoy muy feliz por no haber cedido tiempo a los rivales y que (el francés Julien) Alaphilippe (Quick Step) no haya sido segundo, con lo que he podido conservar el maillot de líder", explicó.

Sobre la victoria del irlandés Dan Martin, reconoció: "Esperaba su ataque. Es muy bueno y sabe buscar el momento adecuado. Si eres capaz de mantener el ritmo como ha hecho él es un esfuerzo impresionante. Merecía la victoria".

Sobre la actuación del líder de su formación para luchar por la clasificación general, el australiano Richie Porte, destacó que fue "un buen día para los dos".

Para el campeón olímpico lucir el maillot amarillo supone superar el resultado que consiguió hace dos años. "Esperaba mantenerlo hasta el Muro de Bretaña y luego veríamos, así que estoy bastante feliz", agregó.

"Ahora vienen dos etapas llanas, pero tenemos un gran trabajo por delante porque siempre sucede algo, así que será bueno estar despiertos", concluyó.