Diario Vasco

Rivas Vaciamadrid, 10 jun (EFE).- El alcalde en funciones de Rivas, Pedro del Cura (IU), imputado por la adjudicación de contratos municipales al hermano de Tania Sánchez, la excandidata de IU a la Comunidad de Madrid y exconcejal, ha dicho hoy que ha entregado a la dirección de su partido un documento con su firma en el que hace constar su "dimisión irrevocable" en caso de que sea llamado a "sentarse en el banquillo".

Así lo ha manifestado Del Cura en una audiencia pública que se ha celebrado esta tarde en el salón de actos de la casa de las asociaciones de Rivas, donde se han congregado cerca de 130 vecinos del municipio.

Esta iniciativa se ha desarrollado después de que el regidor fuera imputado -junto con Tania Sánchez y otros cargos municipales- por prevaricación, malversación y tráfico de influencias, tras una denuncia presentada en enero por el PP.

Del Cura ha señalado que va a "dar la cara" ante las "falsas acusaciones" de los populares, porque "el PP no puede decidir quién gobierna, por medio de querellas políticas", pero ha manifestado que "obviamente" dimitirá antes de que el juez "le siente en un banquillo", porque Rivas "no merece ser sometida a esa situación".

En declaraciones a Efe, el alcalde en funciones ha adelantado que "no cree que vaya a haber ningún pacto" de investidura, pero abre la puerta a "posibles acuerdos puntuales" desde el día siguiente de la investidura.

Asimismo, ha considerado que su condición de imputado "no va a afectar a posibles acuerdos" posteriores, porque ellos "se basan en torno a programas de Gobierno".

Por todo ello, Del Cura ha subrayado que IU-Equo-Somos Rivas se va a presentar a la Alcaldía, "como no podía ser de otra manera porque ha ganado las elecciones", apostando por un programa de Gobierno que es, a su juicio, "la síntesis de muchas propuestas del resto de programas de izquierdas".

Durante la audiencia pública, y preguntado por los propios vecinos, el alcalde en funciones ha recordado que el código ético de la candidatura de la que es cabeza de lista recoge que los políticos que sean imputados "por motivos políticos" deben "dar la cara" y explicar todas las "falsedades" en las que se basa la denuncia.

Del Cura ha opinado también sobre la dimisión del líder del PP en Rivas, Jesús González Espartero, y de otros dos concejales del partido, y ha dicho que abandonan porque "saben lo insostenible de la querella y de su carrera política", después de que en las elecciones tuvieran los resultados "más desastrosos de su historia".

Tras contestar a las cuestiones y a los mensajes de apoyo de los vecinos, Del Cura ha denunciado que esta situación le supone "un sentimiento de indefensión, al menos mediática", porque la única manera de defenderse es declarando y manteniendo el "carácter de 'show' que ha iniciado el PP en torno a esta investigación".

El alcalde en funciones ha explicado que él mismo hace frente al coste de su defensa tras haber sido imputado, con una colaboración del partido que lidera.

En la audiencia también ha participado el letrado encargado del procedimiento, Luis Miguel Sanguino, quien ha dicho que presentar una querella parece algo "aparentemente escandaloso", pero en realidad "la puede poner cualquiera que tenga dinero" como, según el letrado, ha hecho el PP, haciendo un "uso torticero" de la justicia.