Aparece una tortuga de más de 200 kilos en la playa de Hendaya

Encontrada en estado de descomposición, llevaba mucho tiempo a la deriva, con su cabeza atrapada entre unas redes

DIARIOVASCO.COMHENDAYA
Aparece una tortuga de más de 200 kilos en la playa de Hendaya

Una tortuga de un peso de entre 200 y 300 kilos fue recogida este martes por uno de los tractores encargados de la limpieza en la playa de Hendaya. Se trata de un ejemplar de laúd, la tortuga más grande del mundo, aunque por desgracia llevaba tiempo muerta, y en el momento de su hallazgo estaba en estado de descomposición. Al parecer, llevaba mucho tiempo a la deriva, con su cabeza atrapada entre unas redes.

Un barco de la Sociedad Nacional de Salvamento Marítimo de Hendaya recuperó el animal a unos dos kilómetros de la costa en la zona de Las Gemelas, y la envió a la playa para que los especialistas lo pudieran examinar, segun informa el diario Sud Ouest.

"No son más que restos putrefactos", lamentó el presidente del Grupo de Estudio de la Fauna Marina del Atlántico (GEFMA) Dewez Alexander, que se acercó hasta la playa para investigar la muerte de la tortuga.

Hace años, se podía ver hasta cuatro o cinco ejemplares de tortuga laúd al año en la zona. "Estas especies venían a alimentarse de medusas antes de poner sus huevos en su lugar de nacimiento, Guyana o Costa Rica. Hoy en día, se pueden encontrar más en Vendée", aseguró Alexander.

La reina de las tortugas

La laúd (Dermochelys coriacea) es la tortuga más grande del mundo y puede llegar a vivir hasta 80 años. Tiene un caparazón flexible cubierto por piel y carne grasa con crestas que lo recorren logintudinalmente. Este caparazón en forma de lágrima dota a esta especie de un gran hidrodinamismo.

Su color es oscuro con manchas blancas y rosadas y las hembras se pueden diferenciar de los machos por su mayor tamaño y una característica marca rosa en la parte superior de la cabeza. Poseen dos grandes aletas laterales que pueden llegar a alcanzar los dos metros de longitud.