Diputación y Federación, dispuestas a reducir la caza en Ulía en favor del parque

Critican las formas e «inexactitudes» del Ayuntamiento, y lamentan que Elorza no haya querido buscar el consenso sino la confrontación

A. MUNGUÍA| SAN SEBASTIÁN.

DV. Federación Guipuzcoana de Caza y la Diputación criticaron ayer las formas utilizadas por el Ayuntamiento para pedir que se prohíba la caza en Ulía ante la voluntad municipal de recuperar e impulsar el parque para su uso público.

El alcalde, Odón Elorza, y el concejal de Medio Ambiente, Denis Itxaso, esgrimieron el jueves un informe de la Sociedad Española de Ornitología que apuntaba la existencia de numerosas irregularidades en el uso de los 86 puestos de caza de Ulía, afirmaron que el Ayuntamiento eliminaría 19 puestos de caza ubicados irregularmente en parcelas municipales, y que pedirían a la Diputación -mediante una declaración del Pleno- la eliminación definitiva de la caza en todo Ulía.

El presidente de la Federación Guipuzcoana de Caza, José María Usarraga, criticó la forma de actuar del Ayuntamiento por «irresponsable y desleal» porque hubo un encuentro la semana pasada pero hasta ayer el colectivo no dispuso del informe. Negó que en Ulía haya 86 puestos de caza -«muchos de ellos ni se utilizan ni se sortean»- y limitó la cifra a 51. Aseguró que muchos de estos puestos que no existen son los que el Ayuntamiento dice que no cumplen con la normativa de distancia a caminos. Usarraga explicó que de los 243 puestos que el Ayuntamiento dice que hay en el municipio, «sólo 119 están operativos». Afirmó que «en Añorga no hay ninguno», también se quitaron en Ametzagaina, y «este mismo año hemos eliminado 6 puestos de caza en Ulía».

La Federación argumenta que siempre va a ser partidaria de retirarse de aquellas zonas de expansión urbana o que se conviertan en parques o que se utilicen por caminantes. «Hemos mantenido esta actitud en San Sebastián, en Irun, en Astigarraga, en todos los sitios». Respecto a las irregularidades, Usarraga dice que la Federación estará siempre en contra de que se produzcan, pero informó que el año pasado la Diputación no registró ninguna denuncia contra cazadores en Donostia.

La Diputación contestó de forma similar. Mostró su «sorpresa» por la actitud municipal, criticó las «inexactitudes» sobre el númeor de puestos de caza autorizados, y lamentó que Odón Elorza y Denis Itxaso hayan apostado por «la confrontación con el colectivo de cazadores» frente a la «clara voluntad de encontrar un acuerdo» que existía en la Diputación y la Federación Guipuzcoana de Caza sobre la actividad en Ulía.