Charla entre Iban Zaldua y Rafael Reig en DKLiteratura

Los dos escritores presentan sus últimos trabajos literarios en Ernest Lluch

ALBERTO MOYANOSAN SEBASTIÁN
Charla entre Iban Zaldua y Rafael Reig en DKLiteratura

. DV. Los escritores Iban Zaldua (Donostia, 1966) y Rafael Reig (Cangas de Onís, 1963) mantendrán hoy un encuentro en la Casa de Cultura Ernest Lluch de Donostia, en el marco de la programación DKLiteratura, organizada por Donostia Kultura, el Gremio de Libreros de Gipuzkoa y el Aula de Cultura DV.

El donostiarra presentará la edición en castellano del volumen de relatos con el que ganó el Premio Euskadi de Literatura en 2006. Publicado por Lengua de Trapo, reúne diecisiete cuentos en los que el autor indaga en el mundo de las relaciones, con la situación política vasca como telón de fondo.

«Cuando la épica ha dejado de funcionar, una de las vías que te quedan es la de la ironía», declaraba Zaldua el pasado año, con motivo de la publicación del libro, en relación al llamado conflicto vasco. «Es muy significativo el hecho de que ya haya tiras de humor que tratan el asunto de una manera más o menos cómica. Esto era absolutamente impensable hace quince años o incluso menos. ¿Cómo se iba a ridiculizar el mundo de ETA, que está tan sacralizado en ciertos ambientes? No creo que sea la única vía, pero me parece que aplicando el bisturí de la ironía se pueden sacar a la luz cosas que con otras tramas más épicas, patéticas o dramáticas permanecen ocultas. También es verdad que lo que sacas a la luz son vísceras sanguinolentas más que otra cosa».

Y es que, en opinión de Reig, Zaldua «es uno de los grandes del relato en Europa hoy en día porque, realmente, no hay tantos buenos cuentistas». El autor de obras como , y considera que «parece que para hacer un buen cuento basta con imitar un poco a Raymond Carver y ya está. Iban tiene algo que decir, cuenta historias que dan que pensar, lo hace bien y lo que cuenta nos concierne a todos».

Rafael Reig presentará durante la charla su último libro, , que ya ha despertado una cierta controversia. Sin embargo, el autor niega que sea irreverente. «Simplemente, expongo mis opiniones. Lo que pasa es que como aquí nadie opina...». Con polémica o sin ella, Reig cuestiona, no tanto las obras, como el club de fans acríticos que rodean a indiscutibles de la literatura española de los dos últimos siglos. «No es una cuestión de irreverencia porque no hay nada reverenciable en la literatura. Realmente, se opina muy poco, la gente no expone argumentos razonados y, al final, lo único que cuenta es el número de ejemplares vendidos». En opinión de Reig, «hay mandarines en el mundo de la literatura, como grupos de comunicación y críticos, que dicen qué es bueno y qué malo».

Entre los más perjudicados por el juicio de Reig, Camilo José Cela, Juan Benet y Javier Marías. «Benet y Cela son muy apreciables. Más que nada estoy en contra de los benetianos y benetólatras. Cela tiene algunas obras apreciables, pero es una figura tremendamente tóxica. Ha hecho mucho daño a la imagen de qué es un escritor. Y Marías también es apreciable, pero estoy en contra del exceso de adoración a su figura. Le hacen una entrevista en una revista americana y le dedica cinco páginas al tema», concluyó.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos