Sortu asegura que «la ola a favor de la independencia va a ser imparable»

Llama a «romper las cadenas» e iniciar «el camino para un cambio radical de modelo político, económico y social»

DVSAN SEBASTIÁN.

Sortu remarcó ayer, con motivo de la celebración este domingo de su primer Aberri Eguna, que «la ola de la independencia que crece día a día va a ser imparable», al tiempo que llamó a «romper las cadenas», porque, según subrayó, «es el camino para un cambio radical de modelo político, económico y social».

La formación de la izquierda abertzale recordó en su manifiesto del Aberri Eguna de este año está condicionado por la mayor crisis económica de las últimas décadas y, en este contexto, subrayó que «es más necesario que nunca reivindicar que «Euskal Herria es una nación constituida por siete territorios que debe hacer frente a grandes retos en el futuro más inmediato». Situó como el primero de esos retos responder «a la sistemática negación y a los intentos uniformizadores del sistema neoliberal y luchar por el objetivo de la independencia para recuperar los instrumentos imprescindibles para nuestro desarrollo político, económico, cultural e institucional». Reivindicó que «Euskal Herria es una nación que la conformamos desde el Adour hasta el Ebro».

Alertó, asimismo, de que, con motivo de la crisis económica, los «derechos conquistados al capitalismo depredador con el sudor y la lucha de la clase trabajadora se vienen abajo como un castillo de naipes».

Respecto a la resolución del «conflicto político», Sortu consideró que se han dado «enormes pasos», pero mantuvo que «a día de hoy, nos encontramos con una actitud de bloqueo, de obstaculización y de negación de la solución por parte de los dos Estados», en relación a Francia y España. Aseguró que, por el contrario, «la sociedad vasca, la mayoría social de este país y los agentes internacionales abogan día sí y día también por una solución dialogada del conflicto».

Aralar pide un Estado vasco

Aralar, por su parte, reivindicará este domingo «una Euskal Herria libre, solidaria y democrática» y la necesidad de «abrir las vías para la construcción del Estado vasco». El partido que lidera Patxi Zabaleta consideró en su manifiesto que «con una situación económica, social e institucional grave, es totalmente necesario dar pasos para la consecución de la soberanía, porque es el único camino para poder construir un pueblo fundamentado en los derechos humanos, civiles y políticos».

Por su parte, Alternatiba demandará en el Aberri Eguna una soberanía de los vascos «como pueblo» que ha sido «usurpada, negada y acallada históricamente por quienes detentan el poder». Ayer subrayó que su lucha es por «una Euskal Herria libre y socialista».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos