Cortes de tráfico por balsas en la cuenca del Urola

Cerradas la carretera entre Zarautz y Getaria y otras vías secundarias. Las poblaciones bañadas por el Deba, las que menos afecciones registraron

A. URDANGARINSAN SEBASTIÁN.
Amplia zona anegada en Zumaia, donde se vieron afectados varios barrios. ::                             ROMATET/
Amplia zona anegada en Zumaia, donde se vieron afectados varios barrios. :: ROMATET

Pese a que los efectos de las persistentes y por momentos torrenciales lluvias no fueron tan intensos, algunos vecinos de las cuencas del Urola y del Deba pasaron la jornada pendientes del cielo. El oeste del territorio no resultó el más afectado, pero la primera gran borrasca del año alteró muchas rutinas en forma de desbordamientos, carreteras cortadas, grandes balsas o garajes inundados.

El río Urola registró cifras inusuales, por elevadas. Según la estación de aforos foral de Aizarnazabal, se contabilizó un caudal máximo de 233,536 metros cúbicos por segundo, cuando hace cinco días la media era de 3,5 m3/s. Esta cifra da buena cuenta de la excepcionalidad meteorológica de la jornada, que en el caso del Bajo Urola se tradujo en el corte preventivo de la carretera N-634 entre Zarautz y Getaria, el punto que generó mayor afección al tráfico, que tuvo que ser desviado por Meagas. En Zarautz hubo otros puntos conflictivos, como la carretera a la altura de la empresa Bombas Itur, en dirección a Errotaberri, donde se formaron grandes balsas de agua.

Kiosko y mas La información completa en El Diario Vasco y en Kiosko y más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos