Iker tendrá su barco pirata

Cruz Roja ha repartido juguetes para 1.056 niños guipuzcoanos de familias necesitadas. «La gente se ha volcado en la campaña de recogida, pero hay más solicitantes», afirma la institución

JAVIER GUILLENEASAN SEBASTIÁN.
Lotes preparados a la espera de los padres. ::                             LOBO ALTUNA/
Lotes preparados a la espera de los padres. :: LOBO ALTUNA

Iker es un donostiarra de 8 años que recibirá este día de Reyes un barco pirata, un peluche y un libro de Harry Potter. A Beatriz le espera una muñeca y un teléfono de juguete. Julen se verá sorprendido por un Playmobil de Egipto y un libro también de Harry Potter. Por supuesto, ellos no tienen ni idea de los regalos que les aguardan. Sus padres tampoco.

Iker, Beatriz y Julen son tres de los doscientos niños de San Sebastián que este año podrán ejercer su derecho a jugar gracias a la campaña de recogida de juguetes que Cruz Roja de Gipuzkoa puso en marcha el pasado mes en todo el territorio. Desde entonces, grupos de voluntarios han unido sus esfuerzos para arreglar y limpiar toneladas de juegos que han llegado hasta sus instalaciones en muy diferente estado de conservación.

En un local del mercado donostiarra de La Bretxa integrantes de Cruz Roja preparan lotes de juguetes clasificados por edades que oscilan entre los cero y los doce años; cada paquete, marcado por el nombre y el apellido del niño que lo disfrutará, contiene tres juegos no sexistas ni bélicos, un libro y un peluche. Sus destinatarios son padres en mala situación económica que se han inscrito en los servicios sociales de base para que sus hijos no se queden sin regalos y que ayer se acercaron al local para recogerlos.

Kiosko y mas La información completa en El Diario Vasco y en Kiosko y más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos