Los sindicatos de Iberia convocan seis jornadas de huelga

El 14 de diciembre será la primera jornada de un paro que continuará ininterrumpidamente del 17 al 21 del próximo mes

AMPARO ESTRADAMADRID.

Los principales sindicatos de Iberia , salvo el de pilotos Sepla, convocaron ayer oficialmente huelga para los días 14, 17, 18, 19, 20 y 21 de diciembre contra el plan de reestructuración de la compañía que implica recortar más de 4.500 empleos, un 23% de la plantilla. Los sindicatos UGT, CCOO, USO, Asetma, Sitcpla y CTA-Vuelo, que tienen una representatividad cercana al 90% de los trabajadores de Iberia, aseguraron que no convocarán más paros en diciembre para no «perjudicar a los usuarios del transporte aéreo» durante las Navidades. Según el portavoz del sector aéreo de UGT, Francisco Rodríguez, «no van a hacer a los usuarios paganos de la incapacidad de Iberia para gestionar». La huelga, señaló Rodríguez, se convoca «contra el despido innecesario de trabajadores» y para exigir «un plan de crecimiento de la compañía que garantice el futuro de puestos de trabajo».

La convocatoria de huelga no fue secundada por el sindicato de pilotos, que se encuentra inmerso en un proceso de arbitraje, lo que no significa que no la apoye. «El Sepla no está fuera de la huelga, sino de la convocatoria», dijo Rodríguez.

Los sindicatos se mostraron dispuestos a negociar si se presenta un plan de crecimiento. «Sabemos que tenemos que asumir un incremento de productividad y contención de salarios porque nos movemos en un marco de competencia, pero no queremos asistir al desmantelamiento de la compañía», explicó el portavoz de UGT. Por su parte, el presidente de Sitcpla, Antonio Escobar, indicó que están «a favor de la poda para mejorar las cosas, pero no de la amputación».

La dirección de Iberia asegura estar dispuesta a negociar el plan siempre que las medidas mejoren la cuenta de resultados en 600 millones de euros en tres años y proporcionen una rentabilidad al accionista del 12%.

El consejero delegado de Iberia, Rafael Sánchez-Lozano, consideró que la huelga es «injustificada» y «especialmente inoportuna» dada la situación económica española y porque «las fechas elegidas próximas a las Navidades la hacen especialmente inconveniente para los pasajeros». «Ni España ni Iberia pueden permitirse esta huelga», recalcó. Para Sánchez-Lozano «la huelga de Iberia es como una de hambre, si tienes éxito, te mueres».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos