diariovasco.com
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 20 / 24 || Mañana 13 / 20 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
Campamentos de verano a la carta

REPORTAJE

Campamentos de verano a la carta

Los udalekus especializan y amplían su oferta para adaptarse mejor a las aficiones de los jóvenes

21.07.11 - 02:16 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Los clásicos campamentos de guitarra y hoguera en el bosque apenas son suficientes para saciar los gustos de una juventud que busca otro tipo de experiencias. Caballos, tablas de surf, balones de fútbol, experimentos científicos, multiaventura o música son sólo algunos de los temas en los que se especializan este nuevo tipo de campamentos. En la mayoría de los casos, no superan la semana de duración pero, ¡qué semana! Casi todos los chavales se van con ganas de más, e incluso, repiten la experiencia que les proporciona esta forma tan especial de pasar algunos días del verano. En muchos casos, las innovadoras iniciativas pasan por aunar esfuerzos entre distintos centros deportivos o de tiempo libre, que encuentran, de paso, un filón al que extraerle toda la veta.
«La tele ni la tocan»
Este verano es el segundo que la Hípica Jaizubia organiza sus campamentos de verano. Eso sí, no hay que pensar que se centran sólo en el mundo ecuestre, sino que son «multideporte», tal y como aclara Xabi Berrotaran, profesor de la escuela. «Por las mañanas tenemos las colonias de verano, montan cuatro horas a caballo y dan una de teoría. Por la tarde los monitores de Txiribuelta los llevan a distintas actividades que tengan relación con el mar». De esa forma, los chavales disfrutan de deportes como el piragüismo, la escalada, la vela, y otras disciplinas, que no acaban al llegar al centro hípico: «Después de cenar los de Txiribuelta les hacen juegos, y terminan tan cansados que la tele ni la tocan». Respecto al año pasado el número de chavales casi se ha triplicado, «rozando los 200». Madrid, Lekeitio, Zaragoza, Huesca e incluso Bélgica son sólo algunos de los lugares de procedencia.
A los jóvenes jinetes se les enseña a limpiar, cepillar y ensillar el caballo. Algo importante, ya que «ellos mismos tienen que aprender a preparar su caballo, no les damos el trabajo hecho». Con los grupos «un poco más avanzados solemos ir los fines de semana al faro de Higuer, Guadalupe y Jaizkibel. Unas tres horas de camino». Los más avanzados, por ejemplo, hacen saltos de troncos fijos, entran al río o se atreven con algo de doma.
Normalmente, a los chavales les da respeto el poni o el caballo. Por eso, antes de montarlos «se les enseña a cepillarlos, para que vayan cogiendo confianza». Algo que «suele ser lo más difícil con los chavales pequeños, pero una vez que la han cogido no hay problema». En cuanto a los idiomas, «dependiendo de lo que pida la gente y el nivel, se mete algo de inglés, francés y euskera».
«No hay mejores ni peores»
«Puro juego y diversión». Así define Ane Tamayo, fundadora de la asociación Baloiaren Ametsak, el campus de verano de fútbol que han organizado por cuarto año. En esta edición, en concreto en la segunda tanda, han conseguido reunir a casi 90 niños y niñas. La mejor prueba es acercarse al campo de fútbol de Martutene, donde se desarrolla, y ver a los chavales, enfundados en su equipación amarilla, disfrutar al chutar y correr detrás del balón. Algunos incluso empiezan a practicar sus particulares gestos a la hora de celebrar un gol.
Las actividades están dirigidas a niños y niñas de seis a doce años. Hasta los ocho simplemente hacen juegos. A partir de esa edad, comienzan las clases de tecnificación de fútbol. La Donosti Cup fue la 'culpable' de que Ibor Manzano, entrenador del Hernani; Zigor Cornago, entrenador del juvenil del Hernani; y Ane Tamayo, de la granja escuela Sastarrain, unieran esfuerzos y montaran el campus de fútbol. «Lo bueno que hemos tenido es que hemos funcionado muy bien gracias al boca a boca y los padres», aseguran.
La principal preocupación de los organizadores es que «todos los niños tengan la oportunidad de jugar. En los clubes si no eres bueno te van descartando. En las ikastolas pasa lo mismo, te descartan o directamente te ignoran». En el campus siempre han tenido claro que «aquí no hay mejores ni peores», razón por la que todos los jugadores visten la misma equipación. Al terminar la mañana, siempre se acaba con un partidillo entre ellos, que les llevará directos a las duchas.
Aprender a coger olas
El surf es uno de los deportes que siempre ha estado ligado a la costa vasca, y en verano no podía faltar una opción que remarcara ese carácter. La escuela Zutundu de Zarautz, en colaboración con la Federación de Ikastolas, ha organizado en esa localidad un curso centrado en la cultura del surf, pero con las connotaciones típicas de un campamento. Las colonias surfistas comenzaron el 26 de junio y terminarán el 7 de agosto. Durante seis semanas, chicos y chicas de entre 10 y 18 años disfrutan tanto del surf como de las actividades que han preparado desde la organización.
Quien no haya cogido una ola en su vida que no se preocupe. En el campamento se empieza desde «un nivel cero», tal y como aclara Txomin Magdalena. Eso no quiere decir que no se adapten a los conocimientos previos de cada persona, en caso de que los tenga: «Si hay chavales que quieren ampliar los conocimientos que tienen formamos otro grupo sin problema». Todo el material necesario para echarse al agua lo pone la propia escuela, por lo que los chavales no tienen que preocuparse más que de ir «con lo puesto».
El surf es un componente importante de este campamento, por la mañana. A la tarde, todos acuden a Etxe Txiki, el refugio en el que duermen. Allí juegan a fútbol, voleibol, practican el 'long skate' realizan juegos de equilibrio, entre otras cosas. Este año se han apuntado al campamento alrededor de 130 jóvenes aficionados a las holas.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Campamentos de verano a la carta

Al completo. El 'campus' al completo posa para una fotografía que les recordará los días que han pasado juntos. :: FOTOS MIKEL FRAILE

Campamentos de verano a la carta

Prioridades. Es mucho más importante participar y divertirse que competir y ganar, sobre todo cuando los jugadores son tan jóvenes.

Campamentos de verano a la carta

Además de montarlos, tienen que atender y limpiar los caballos.

Campamentos de verano a la carta

Internacional. En torno a 200 chicos y chicas, algunos procedentes del extranjero, se han dado cita en Irun.

Campamentos de verano a la carta
Videos de Gipuzkoa
más videos [+]
Gipuzkoa
Diario Vasco

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.