diariovasco.com
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 9 / 18 || Mañana 14 / 18 |
más información sobre el tiempo

Más Deportes

Estás en: > > >
La campeona con la espalda torcida

LA PRÓRROGA

La campeona con la espalda torcida

Mireia Belmonte ha pasado de niña prodigio a gran nadadora y quiere demostrarlo en el Mundial de Shangai

16.07.11 - 04:07 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Escoliosis. Columna vertebral torcida. A los cuatro años diagnosticaron esta dolencia a Mireia Belmonte y sus padres -emigrantes llegados a Cataluña desde Jaén y Granada- le llevaron a practicar la natación que no cura la escoliosis aunque alivia sus síntomas. Mireia no llega a 1,70 m. de estatura, pero hubiera podido ser baloncestista porque nació en el barrio de La Salut de Badalona, junto al pabellón de la Penya, y allí casi todos los chavales querían jugar en el Joventut. Es de la quinta de Ricky Rubio y cumplirá 21 años en noviembre.
Mireia es una de las estrellas de la natación internacional que iniciará el Mundial el próximo sábado en Shangai, aunque desde hoy ya hay competición en waterpolo, saltos y sincronizada. Fue niña prodigio porque se proclamó doble campeona mundial junior en 2006 en Río de Janeiro. Ni americanas, ni australianas pudieron con la espigada nadadora catalana que apuntaba grandes cualidades. Y lo refrendó en el Europeo de la categoría.
Pero ya se sabe que el salto es difícil. Y a Mireia Belmonte le ha costado confirmar esas grandes cualidades. Los Juegos de Pekín 2008 llegaron demasiado pronto para ella a pesar de que había ganado el Europeo en Eindhoven y había logrado el bronce en el Mundial de piscina corta en Manchester. Pero los Juegos son otra cosa y en la capital china no bastó con que batiera su record de España de 400 metros estilos porque sólo fue decimocuarta.
En Pekín, la campeona en esa agotadora prueba de 400 metros estilos fue la fantástica australiana Stephanie Rice, con un record mundial de 4:29.45 que rompía el muro de los cuatro minutos y medio que parecía imposible. El record perdura y dos años después, en la temporada pasada, ninguna nadadora bajó de 4:33 en un ranking encabezado por la escocesa Hannah Miley, con Mireia en séptima posición (4:36.31).
Ese año pasado fue la consagración de la badalonesa en el Mundial de piscina corta en Dubai, donde ganó tres títulos con unos largos finales espectaculares. «E era en piscina de 25 metros, pero las medallas de oro no se pueden devaluar porque sólo faltaba Stephanie Rice», dice Mireia.
«En Dubai estuve muy relajada, esta vez no me pudieron los nervios. Escuché música antes de las pruebas y nunca me había sentido así antes de unas finales. Creo que mi nuevo entrenador, Frederick Vergnoux, ha influido mucho en que esté más tranquila. Además, he dejado de obsesionarme por el estilo espalda. Todos dicen que soy muy buena en braza, pero cada entrenador me daba unas instrucciones diferentes para la espalda y me volvían loca. Dubai fue una inyección de adrenalina para mí, una gran dosis de confianza».
En la actual temporada, Mireia ha batido su record de España con 4:34.91, ha logrado la mejor marca mundial en 200 metros estilos (2:09.31) y también se ha superado en mariposa. «Creo que voy a llegar muy bien al Mundial, aunque mi objetivo principal son los Juegos de Londres».
«Sé tú misma»
Vive recluida en el Centro de Alto Rendimiento de Sant Cugat. Madrugón, entrenamiento, estudio, gimnasio, comida, de nuevo estudio, otro entrenamiento... Una vida monacal que acepta con agrado. «Sólo puedes aguantar este ritmo si te gusta la natación. Yo estoy encantada y además tengo buenos amigos en el CAR».
Aunque se considera una chica muy tímida, llegó a posar para Interviú, eso sí, vestida con su ajustado traje de baño Speedo LZR que costaba 350 euros y tardaba 40 minutos en ponérselo. Eran los tiempos de los bañadores 'supersónicos', ahora prohibidos, algo que parece haberle favorecido porque ya ha conseguido sus mejores marcas con el traje de baño tradicional.
Admira a Rafa Nadal «por su humildad y porque todo se lo ha ganado a pulso» y se considera una buena amiga de Nina Zhivaneskaia, la espaldista de origen ruso doble medallista olímpica, afincada en Málaga. «Compartíamos habitación y solía decirme antes de la pruebas. 'No te fijes en nadie, sé tú misma' He seguido su consejo».
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
La campeona con la espalda torcida

Ambición. Mireia Belmonte, en pleno esfuerzo durante la clasificatoria de mariposa del Europeo de Budapest de 2010. :: AFP

La campeona con la espalda torcida

Mireia Belmonte

buscador

Buscador de deportes
buscar
Consigue el 11 ideal de la Real Sociedad
Diario Vasco

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.