diariovasco.com
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 19 / 29 || Mañana 17 / 21 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Asun Balzola, no te olvidan

CULTURA

Asun Balzola, no te olvidan

El martes se presenta en Madrid un libro-homenaje de la Fundación SM. La ilustradora bilbaína, muy vinculada a la editorial donostiarra Erein, falleció hace cinco años

04.06.11 - 03:44 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Asun Balzola, no te olvidan
El Museo ABC de la Ilustración, en Madrid, será este martes el escenario de la presentación del libro 'El mundo de Asun Balzola', que ha sido patrocinado por la Fundación SM. La gran ilustradora recibe el libro-homenaje a los cinco años de su fallecimiento.
La publicación ofrece una selección de dibujos de Balzola, y testimonios muy variados de personas que le conocieron.
Asun Balzola nació en 1948 en Bilbao, en el seno de una familia burguesa que se permitió enviar a la hija a estudiar al Colegio Alemán. Desde que sufrió un grave accidente de automóvil, a los 20 años, tuvo serios problemas de movilidad. Pero eso no fue impedimento para que desarrollara una obra muy extensa en el campo de la ilustración, principalmente para libros de literatura infantil y juvenil.
Estudió pintura y grafismo en la Academia de Bellas Artes de San Fernando en Madrid, tras recuperarse parcialmente de ese grave accidente. Ya antes, en 1965, había conseguido el Premio Lazarillo por sus ilustraciones para el 'Cancionero Infantil Universal', de la editorial Aguilar. También trabajó en los campos de la publicidad y en el diseño gráfico. En 1970 se casó con un médico italiano. Se trasladó a Italia, pero a los pocos años, tras conprobar que el matrimonio no era lo que esperaba, se volvió a España.
En su artículo para este libro homenaje, el también ilustrador Alberto Urdiales describe así el estilo de Balzola: «Desde sus primeras ilustraciones, Asun parece decantarse por lo que serán las bases constantes de su trabajo: dibujo no realista, muy simplificado y desdibujado por manchas sugerentes de acuarela». A partir de 1994 empezó a usar el ordenador, y el estilo cambió completamente.
La ilustradora vivió una época en la que este tipo de obra gráfica no tenía un excesivo reconocimiento social. Volviendo al testimonio de Alberto Urdiales: «Asun me aclaraba que en ningún momento el empresario mimaba al ilustrador ni ampliaba su campo de actuación dentro del libro. A este respecto recordaba cómo le eran retenidos los originales, e incluso sencillamente no devueltos o devueltos con cortes, tachones y signos de la tipográfica, y también comentaba cómo alguna de las editoriales les obligaba a firmar la renuncia sobre su propiedad intelectual. Sería en 1987, cuando tras unas reuniones entre ilustradores para la realización de un catálogo a nivel nacional, y a propuesta de Asun, comenzaron las conversaciones para la formación de la Asociación de Ilustradores de Madrid. Fue su primera presidenta».
Antes, a comienzos de los 80, Balzola había ostentado la dirección artística de la editorial donostiarra Erein.
Pero Asun fue también escritora. El testimonio de Mariasun Landa -gran amiga de Asun durante muchos años- comienza así: «Creo que Asun Balzola, como otros muchos autores, hizo de su propia infancia el terreno literario por excelencia. (...) Es verdad que la infancia es un refugio, una fuente de inspiración, pero también es como un espejo roto que tratamos en vano de recomponer. Este intento es casi siempre un quehacer imposible pero gozoso, una mezcla de exaltación y dulce impotencia, ya que solo recogemos retazos que nunca nos devuelven aquello que fue ni aquello que fuimos, pero que quizá nos ayudan a comprendernos o a soportarnos mejor».
Balzola escribió preferentemente historias acerca de los problemas de los adolescentes. Publicó, entre otros libros, 'Historia de un erizo' (1978), 'Munia y la luna' (1982), 'La cazadora de Indiana Jones' (1989), 'Ala de mosca' (1989) y 'Desde mis ruedas' (2003).
Pero, a juicio de la galardonada Landa, el mejor libro de la desaparecida Asun es el relato autobiográfico 'Txoriburu-Cabeza de chorlito' (1998). «Es su obra más ambiciosa, más redonda, inexplicablemente descatalogada hoy en día. Para este relato, que abarca los primeros siete años de su vida, eligió el punto de vista que le había caracterizado en sus anteriores trabajos: el punto de vista de la niña asombrada que fue, de sus miedos, sensaciones y sentimientos... ese recordarse niña en un mundo que no comprende, tímida y valiente, aturdida y reflexiva, perspicaz y lúcida...»
Ese libro, según Mariasun Landa, es «el camino más directo y sincero de llegar a Asun Balzola».
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Videos de Cultura
más videos [+]
Cultura
Diario Vasco

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.