La nueva Ley de Ciencia facilitará la colaboración pública y privada

El Congreso prevé aprobar este miércoles la norma legal, que entrará en vigor en primavera

DVSAN SEBASTIÁN.

La Ley de la Ciencia, la Tecnología y la Innovación será aprobada este miércoles en el Congreso tras casi dos años en proceso de redacción, consultas y tramitación. La norma, que cuenta ya con el apoyo de todos los grupos, salvo el PP, que aún no se ha pronunciado, reconocerá por primera vez a la innovación dentro del sistema español de gobernanza de la ciencia y establecerá por ley la colaboración público-privada para la I+D+i.

Esta es una de las grandes novedades de un texto legal que establece una serie de «pasarelas» que permitirán a los investigadores pasar a trabajar de una empresa privada a una pública sin problema, acceder a una sociedad mercantil, o bien pasar a formar parte del cuerpo técnico de una universidad o un Organismo Público de Investigación (OPI).

En cuanto a la carrera investigadora, hay una enmienda respaldada por todas las formaciones políticas para recuperar los contratos de investigación vinculados a un proyecto, es decir, que los investigadores puedan obtener un contrato durante el tiempo que están desarrollando un proyecto de investigación; una medida «eficaz» para el sistema que la reciente reforma laboral había suprimido y que ahora en la tramitación parlamentaria de esta norma se ha solventado en su caso.

El texto reconoce de forma explícita la transferencia de la competencia en materia de innovación tanto al País Vasco como a Cataluña, dos comunidades que tienen transferidas esta competencia aunque la ley no lo recogía como tal en un primer momento.

El proyecto será aprobado en la Comisión de Ciencia e Innovación, que cuenta con competencia legislativa plena para enviarla directamente al Senado sin pasar por el pleno de la Cámara baja. Su entrada en vigor se prevé para esta primavera, presumiblemente entre abril y mayo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos