diariovasco.com
Jueves, 24 julio 2014
nuboso
Hoy 17 / 22 || Mañana 18 / 22 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > >
La revolución del surf nace en Gipuzkoa

AL DÍA LOCAL

La revolución del surf nace en Gipuzkoa

La tecnología Wavegarden genera olas artificiales de alta calidad y bajo consumo

16.02.11 - 03:08 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
La utopía surfera quedó ayer bautizada. Se llama Wavegarden. El nombre ha dado en pocas horas la vuelta al mundo y la solución que plantea al mundillo de la tabla promete hacerlo en el futuro. El primer hito de la revolución se ubicará, sin embargo, en Gipuzkoa. Zarautz tiene todos los boletos de convertirse en la envidiada localidad.
El famoso vocablo se refiere a una tecnología capaz de generar olas artificiales para la práctica del surf. «Ideales», decían ayer sus promotores en la presentación pública. «De ciencia ficción», añaden algunos surfistas profesionales que ya las han probado. Ni Hawai, ni California, ni Australia ofrecen trescientos metros de cabalgada sobre el empuje del agua, treinta segundos de tubo y el margen de cien metros de ancho para maniobrar. Una y otra vez. No depende del clima.
El milagro se ha producido ya en la instalación de Aizarnazabal donde ingenieros y surfistas han pulido el proyecto. La ingeniería guipuzcoana Instant Sport ha sido la creadora de la criatura. Su director y cofundador, José María Odriozola, recordó ayer la reflexión que, hace seis años, dio origen al invento. «Pensamos que la mejor instalación deportiva podía ser una playa con olas en un momento donde el surf no para de crecer y no hay suficientes olas para todos». Crear un destino de surf en cualquier lugar más allá del océano y hacer accesible este deporte en cualquier momento ha sido desde entonces el reto.
La tecnología de Wavegarden puede ser aplicada a varios cuerpos de agua, incluyendo lagos, lagunas, reservas y estanques. ¿Cómo? «Utilizamos un perfil hidrodinámico que proyecta el agua hacia las orillas. Éstas tienen a su vez otro perfil, otra forma, que provoca que se origine el tubo y se mantenga constante. Lo más difícil ha sido conseguir que todas las olas sean estándar, es decir, iguales», explicó ayer Odriozola.
Citó tres características que distinguen el resultado logrado de lo que podemos ver en cualquier parque acuático: el bajo consumo energético (una ola consume trescientos kilovatios), su marco de entorno natural con un impacto medioambiental bajo y, sobre todo, la calidad de la ola (con forma de tubo y constante). Se supera por tanto el problema de la tecnología tradicional de generación de olas dinámicas ya que las de Wavegarden no pierden su altura cuando se desplazan.
Odriozola recomienda un tamaño de ola de entre 1 y 1,60 metros. «Técnicamente no estamos limitados pero la energía demandada crece exponencialmente al tamaño». Estas necesidades satisfacen además la demanda no sólo de profesionales sino de aficionados de todas las edades y niveles de destreza. No obstante, cada proyecto de instalación se hará a medida. La inversión para el prototipo más básico asciende a tres millones de euros y para los lugares de fuerte afluencia se aconseja una infraestructura de unos cinco o seis millones.
Beneficios
Los beneficios de la instalación afectarán a distintos sectores. Odriozola recordó ayer que «la industria del surf va cogiendo peso y esto les puede ayudar. Puede ser interesante para las empresas dedicadas a la docencia y lo mismo para el sector turístico. Si podemos ayudar a la progresión de sus negocios, mejor que mejor».
De hecho, el lema utilizado por Wavegarden para promocionar dos vídeos colgados en internet ha sido el de 'Somewhere in the Basque Country' (En algún lugar del País Vasco), con un impacto de 190.000 visitas de más de 150 países diferentes en solo cinco días. El gerente de Instant Sport, Igor Barandiaran, explicó que «hay más de 20 millones de surfistas en el mundo y la industria del surf ha superado los 3.000 millones de dólares de ingresos anuales, lo que se espera que siga creciendo de forma agresiva».
Más allá del impacto económico, el disfrute sobre la ola está garantizado. Lo dicen los mejores. Bobby Martínez, número 20 del ránking mundial, la ha probado y ha escrito después en su Twitter que «he encontrado una ola de ensueño para un surfista de izquierdas... me explico... ¡¡la ola nunca acaba!!». Aritz Aranburu añade: «Nunca había visto una ola artificial tan parecida a la del mar». La revolución.
TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
Videos de Gipuzkoa
más videos [+]
Gipuzkoa
Diario Vasco

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.