Tras La Tolosana, el edificio de San Cosme completará el nuevo barrio

Aspecto que presenta en la actualidad el bloque residencial de La Tolosana.
Aspecto que presenta en la actualidad el bloque residencial de La Tolosana. / ROYO

El inicio de la urbanización acarrea este verano cambios en el tránsito peatonal por la zona de obras

J. GOÑI TOLOSA.

La zona de Igarondo-Tolosana-San Cosme va camino de convertirse en un entorno totalmente transformado en comparación al que habíamos conocido no hace mucho tiempo. Porque siguen adelante las operaciones urbanísticas que completarán una actuación renovadora que se inició con la reforma del Prado Grande y con el bloque residencial construido en el solar que ocupaban las antiguas piscinas de Igarondo. Dentro de algunos meses, se completará la urbanización del otro edificio que se construye en la zona, en el solar de la antigua fábrica de 'La Tolosana'. Y más adelante, en fecha aún sin concretar, se levantará otro bloque de viviendas en el solar que en su día albergó la clínica San Cosme y San Damián. Una transformación total en pocos años.

Debido a la reforma del entorno de la antigua Tolosana hay, este verano, cambios en las vías de acceso a Ibarra.

Las obras de elevación del asfalto comenzaron a mediados de verano. La carretera que une Tolosa e Ibarra permanece cerrada para los peatones. El acceso peatonal se ha establecido por el puente que lleva al Zumardi Handi. Además, la parada de autobús fue trasladada (hacia el puente metálico, en dirección Ibarra). Se prevé que las obras durarán hasta el final de octubre, por lo que el desvío para los peatones también.

Aunque la carretera esté cerrada para los peatones, está abierta para los vehículos. La obra de acondicionamiento tiene diferentes fases, pero en todo momento se esta adecuando al tránsito de los vehículos.

Viviendas y urbanización

En La Tolosana se están edificiando cincuenta viviendas. Se trata de un bloque lineal de forma irregular, que formaliza como calle urbana la actual unión viaria entre Tolosa e Ibarra, ampliándose la actual acera. La edificación es de perfil de dos plantas sótano, planta baja, cinco altas iguales y dos retranqueadas.

La urbanización es relevante. El proyecto del arquitecto Aseginolaza incluye un paseo arbolado de ribera por la margen derecha, en sintonía con el que se ha planteado por la margen izquierda del nuevo trazado del río Zelai. Este nuevo trazado del río trae como consecuencia la creación de un nuevo puente que conectará el área con Zumardi Handi. Al sureste del área, lindando con Ibarra, se plantea una continuación del Prado Grande creándose un área que albergará un espacio urbano y una zona de juego para niños.

Por otro lado, la antigua papelera Tolosana ocupaba toda el área sin circulación interna, y la nueva edificación residencial igualmente no contará con viario de circulación interna, a excepción de la entrada al garaje. No se realizará ningún tipo de modificación al trazado de la calle Ibarralde, salvo la adecuación a las nuevas rasantes.

Más adelante, el proceso de creación de este entorno residencial culminará con las viviendas de San Cosme. Serán 50 viviendas distribuidas en cinco plantas iguales más dos plantas altas.

Fotos

Vídeos