El Redline Take quiere confirmar su mejoría hoy ante el Askatuak

Lander se abre paso entre tres contrarios en el último partido del Take en Usabal. /  IÑIGO ROYO
Lander se abre paso entre tres contrarios en el último partido del Take en Usabal. / IÑIGO ROYO

El equipo tolosarra mejoró y ganó al Atletico SS en la última jornada

J. GOÑI TOLOSA.

Tras lograr ante el Atletico San Sebastián su primera victoria, el Redline Mekanika Take de baloncesto tiene hoy una gran oportunidad de seguir su escalada si logra ganar en la cancha del colista Cafés Aitona Askatuak (20.00 horas, polideportivo Belabieta). Los tolosarras jugaron en Usabal un buen partido pero los nervios y la falta de experiencia casi echan por traste la ventaja que habían adquirido. Menos mal que al final la victoria se quedó en casa (80-78).

Cuenta el entrenador que el equipo inició el encuentro segun el plan establecido. «Veníamos de comenzar mal los partidos de pretemporada y el primero de la liga; sabíamos que para ganar tendríamos que salir fuertes desde el salto inicial y así fue». El Take, de hecho, mantuvo una ventaja de 10-15 puntos durante casi todo el partido, aunque en los últimos minutos estuvo desacertado y casi lo paga caro. Fue superior en el rebote y eso le permitió marcar su ritmo. «Si dominamos bajo tablero, conseguiremos muchas victorias», augura Yon González,

¿Por qué el equipo sufrió tanto al final? Para el entrenador, fue producto de la «inexperiencia y la relajacion a partes iguales». Y reflexiona: «Parecía que estaba hecho y cometimos el gran error de bajar el pistón. Nadie regala nada y casi lo pagamos. Cuando el partido se igualó, tuvimos fallos de inexperiencia, pero con encuentros así estamos un poquito más cerca de acertar mejor el próximo final igualado».

El Redline Take mejoró con respecto al partido inicial. Fue más agresivo en canasta y sus hombres interiores dieron un paso adelante. Si los pivots del equipo están a buen nivel, da la sensación de que los tolosarras pueden pelear por cualquier objetivo.

En el capítulo de nombres propios, Isma y Julen, siendo juveniles de primer año, hicieron buenos minutos ayudando en la rotación. Yon destaca también a los hombres interiores por su pelea y, por supuesto, la anotación de Lander y Beñat.

De cara al partido de hoy, el hecho de que el rival ocupe la última plaza no quiere decir nada, porque la temporada no ha hecho más que empezar. Así lo analiza el entrenador: «Es un equipo que juega muy abierto y que nos va a complicar mucho la defensa. Tiene una estructura de juego a la que históricamente nos cuesta defender. Tendremos que ser muy intensos en la defensa de 1x1 y aprender de la pasada jornada que no podemos relajarnos. Y es que un derbi fuera de casa, no es, desde luego, el mejor momento para relajarnos».

Fotos

Vídeos