Diario Vasco

El Tolosa C.F. sale reforzado tras ganar al Baskonia en Berazubi

El Tolosa volvió a lograr el gol del triunfo en los últimos instantes, no es la primera vez.
El Tolosa volvió a lograr el gol del triunfo en los últimos instantes, no es la primera vez. / ROYO
  • El equipo urdiña fue muy competitivo ante un rival técnicamente superior y al final logró el premio a su esfuerzo en un triunfo que fue merecido

El Tolosa C.F. ha recobrado sensaciones y ha salido reforzado tras su partido ante el Baskonia, filial del Athletic. Fue un encuentro completo de los urdiñas, un encuentro para disfrutar, del que los aficionados salieron muy complacidos. No solo por la victoria y por cómo se produjo ésta, en el último minuto con el golazo de Berezi, sino por la sensación de competitividad que trasmitió el conjunto tolosarra ante un equipo técnicamente excelente.

No hay que olvidar nunca que el Tolosa es un recién llegado a la Tercera División para valorar la gran campaña que está haciendo el equipo. Los urdiñas son séptimos y, en este momento, parece que miran más hacia arriba que hacia abajo. Es cierto que hay mucha igualdad, que una mala racha continuada te lleva al puesto 12 o 13 y que, si esta circunstancia se produce, puedes sentir un cierto vértigo. Esto es verdad, pero teniendo en cuenta las vibraciones que está transmitiendo el equipo, su buen trato con el balón y su buena forma física, parece descabellado pensar ahora mismo en un descenso a la División de Honor Regional. El Tolosa ha venido a la Tercera para quedarse.

La afición, como es habitual a lo largo de esta temporada, respondió de forma muy positiva. La gente sabía que el conjunto dirigido por el exjugador Joseba Etxeberria era un rival de cuidado y así fue. Técnicamente, el Baskonia resultó ser incluso un conjunto superior, que dominó el encuentro, sobre todo en buena parte de la segunda mitad.

La clave pudo estar en el tempranero gol de Ekhi. Eso hizo que los urdiñas controlaran mucho mejor el juego. Incluso dio la sensación de que, si el equipo no se hubiera abierto tanto, si hubiera logrado estar más junto, podría haber cazado alguna para meter un gol más y haber así resuelto el choque. Pero no pasó esto y el Baskonia se creció, empezó a jugar muy bien al fútbol, hasta que logró empatar. El Tolosa jugó una muy buena primera mitad, es verdad, y sufrió en la segunda, por lo menos hasta los cambios, que resultaron muy acertados. Estas sustituciones dieron un nuevo giro al partido y el Tolosa empezó otra vez a mover mejor el esférico, logrando llevar el partido a su terreno. Y tuvo justo premio al final con el gol de Berezi.

Joseba Etxeberria se quejaba al final de la bisoñez de sus jugadores. Y podía tener razón. El Baskonia es un equipo plagado de jugadores talentosos, muy jóvenes, de gran calidad, y esta juventud jugó en su contra en los momentos claves del envite. Con un poquito más de veteranía no se les hubiera escapado este partido.

A la afición le sorprendió el buen estado físico del equipo, que al final del partido apretó de forma incansable. Normalmente, si tú tienes el balón, siempre acabas más entero físicamente. Y los urdiñas saben a qué juegan, pero tal vez su estilo se adapta mejor a las características de equipos más virtuosos como el Baskonia, que a otros de juego más directo y expeditivo como el Santutxu, su próximo rival. Este partido será otra historia.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate