Diario Vasco
Ioritz, jugador clave cuya baja se nota en los desplazamientos.
Ioritz, jugador clave cuya baja se nota en los desplazamientos. / ROYO

Tolosa CF Eskubaloia sigue viviendo la cara más dura de la División de Plata

  • Volvió a perder en casa por sólo un gol de diferencia pero mejora en competitividad

Tolosa CF Eskubaloia está conociendo la cara más dura de la División de Plata. Ha vuelto a perder en Usabal otro partido por la mínima, en este caso frente al Torrelavega. Los urdiñas ocupan la última plaza de la clasificación, es cierto, pero están siendo competitivos y esta competitividad les tiene que ayudar a salir del pozo. Ahora cuentan por delante con una jornada de descanso. Les vendrá bien para recobrar sensaciones.

El Tolosa se había conjurado para que no le volviera a pasar lo que sucedió en el partido ante el Covadonga pero esta categoría es así de igualada y competitiva. ¿Resultado? Nuevo choque en que los urdiñas vendieron cara su derrota ante un rival de la parte media de la clasificación. Pero al final, lo que manda es el marcador (26-27).

En los primeros compases, los cántabros comandaron el encuentro pero a partir del minuto diez, los urdiñas demostraron que no iban a ceder ante el empuje visitante y tuvieron pequeñas ventajas hasta el empate a trece del descanso.

En el segundo tiempo, la igualdad fue la tónica hasta el minuto 47. Con el empate a 21, buenas defensas y mejores porterías, los visitantes se valían de su lanzamiento exterior y los urdiñas buscaban espacios en el 6:0 con el trabajo de doble pivote. Aprovechó Torrelavega una exclusión local para coger distancia de dos goles en el marcador, pero los urdiñas lo rebajaron a uno con el 26-27 a falta de 30 segundos para el final. Tiempo muerto del Torrelavega y a continuación, la presión defensiva de los tolosarras les dio un último balón que se jugó en segunda oleada, pero el lanzamiento de Asier Larrañaga fue detenido por el portero visitante y el Tolosa se quedó de nuevo sin recompensa en forma de puntos.

La parte positiva es que la escuadra tolosarra no desentona en los enfrentamientos y cada día el equipo es más competitivo y va resolviendo sus errores. Sólo queda que llegue esa primera victoria para dar tranquilidad al equipo.

Queda mucha liga todavía y hay tiempo para darle la vuelta a la situación. Preguntamos al entrenador, Alex Nogués, como están los jugadores de ánimo y aquí va su respueta, llena de sinceridad: «Todos son conscientes de que la liga es larga, que lo importante es estar fuera de los puestos de descenso al final, etc...Pero como jugadores son humanos y las derrotas de Covadonga y Torrelavega son duras de asimilar, sólo queda refugiarse en que ese nivel competitivo es el que nos hace cada día más grandes y volver a competir cada semana con más ilusión».

Tras el descanso, llegará un partido clave en Segovia ante un rival de la parte baja de la tabla.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate