El Txindoki At piensa ya en la próxima edición del Memorial Josetxo Imaz

DV ORDIZIA.

Como a todas las actividades que afronta y lleva a cabo el Txindoki Grupo Jaso At, si algo no le falta al Memorial Josetxo Imaz es cariño por parte de sus promotores, entrega que conlleva unas expectativas de participación, que este año a la vista de las circunstancias no se cumplían del todo.

Esta decimoséptima edición del memorial, apuntan los componentes del club de atletismo, celebrada el pasado domingo con una condiciones meteorológicas veraniegas, que no teníamos por estos lares desde hace más de un mes y recién comenzado el otoño, nos ofrece una valoración esperanzadora de cara al futuro por parte de la organización del Txindoki Grupo Jaso AT.

Por un lado, el propósito de potenciar la participación de la carrera y superar la cantidad de 453 atletas llegados a meta en la edición del 2016 no se pudo conseguir, debido sobremanera a la coincidencia por primera vez en la historia de la carrera, con la celebración del adelantado Kilometroak, en Oñati, así como a la cantidad de carreras populares, de todo tipo, que tenemos cada fin de semana en la comunidad autónoma y en Navarra (entre 15 y 20 por esta época) y siendo muy sinceros por el magnífico día que salió que estaba más para perderse por el monte o la playa, más que para pegarse un calentón corriendo y más desde el tiempo que llevábamos sin ver un día tan sensacional.

La cantidad de atletas llegados a meta fue de 388 (426 apuntados), el número más bajo de todas la ediciones de la prueba en la que en el año 2008 anotó 1.049 corredores llegados a meta, récord de la prueba.

Así las cosas, la organización está empeñada a darle la vuelta a esta situación y seguro que en poco tiempo lo consigue. Las pequeñas novedades de este año han funcionado a medias. Por un lado el hecho de poner liebres de 45, 50, 55 y 60 minutos ha resultado todo un éxito valorado por los propios atletas y continuará con incluso más liebres.

Por otro lado, el hecho de incentivar la participación femenina con cenas a aquellos grupos de mujeres que llegasen cuatro o más juntas a meta solo ha registrado dos grupos de mujeres para un total de 9 féminas.

Esas novedades y a buen seguro alguna más volverán el próximo año y es seguro que se animará más gente. El objetivo, a futuro de la organización a sabiendas que el boca a boca y la realidad de la carrera es que es rapidísima y corre gente muy bien preparada (este año de 388 llegados, 301 bajaban de la barrera de los 50 minutos) es establecerse entre 500 y 600 atletas siempre (mientras haya tantas carreras y más algunas con un fin lucrativo y que no vaya a parar la ayuda para potenciar el atletismo de un club como ésta por ejemplo) no se llegarán a participaciones de años anteriores.

Conscientes de la rapidez de la carrera y las bondades del circuito, el objetivo claro es que si 300 bajan de 50 minutos otros 300 corran entre 50 minutos y 1h.15 tiempo tope para finalizar, que la carrera pondrá en la próxima edición para que de esta manera hagamos realidad una carrera popular con mayúsculas.

Un instante después del minuto de silencio, en memoria del atleta alavés Roberto Ruiz, ganador en el 2003 y del juez mondragonés José Ramón Petreñas, fallecidos este verano, la carrera fue espectacular desde el pistoletazo de salida. Desde el comienzo, el ganador del pasado año Hassan Oubaddi puso un ritmo trepidante que le llevaba a pasar el km 1 en 2.44 y ya a la altura de la Cibeles en Ordizia marchaba en solitario en una auténtica contrarreloj, por el km 3 en las Pérgolas de Beasain marcaba 8.21 y en el ecuador de la carrera hacía 14.13. Y aunque la segunda parte de la prueba la hizo un pelín más lenta se presentó en Altamira estableciendo un crono de 28.40 nuevo record de la distancia a una media de 2.52 cada km, una auténtica barbaridad.

Segundo a más de 2 minutos entraba su compatriota Chakib Laghar y tercero el donostiarra Ander Sagarzazu, el primer local y del club era de nuevo Alexander Oiarbide (quinto). Tras él, Aritz Mendizabal, Álvaro Calderón e Imanol Oiarbide. En mujeres nueva victoria de la alavesa Elena Loyo con unos discretos para ella 37.17 seguida de la marroquí SamiraAhbouche y de la ahora lazkaotarra Maite Arraiza que era la primera goierritarra.

Fotos

Vídeos