Diario Vasco

El primer equipo del Ordizia KE perdonó ante un Touring que se llevó el empate

El primer equipo del Ordizia KE no pudo pasar del empate ante un beligerante Touring. Los de Oscar Peregrina y Aitzol Garmendia llevaron la mayor parte del partido a su favor, llegando a tener 3 ó 4 oportunidades de gol en los primeros compases, si bien fueron los visitantes los que conseguían inaugurar, en el m.5, el casillero; 0-1. En el m.15 el árbitro castigó a los de Errenteria con un claro penalti, que lanzó Erauskin; 1-1.

El Ordizia seguía teniendo el mando del partido, pero el cuero se negaba a entrar. Tras el descanso, los entrenadores hicieron dos cambios, sacrificando un defensa por un delantero, estrategia ofensiva con la que se mostró más eficaz la escuadra anfitriona. El conjunto visitante se defendía como podía, apurada situación que en el m.90 le llevó a cometer un penalti por zancadilla a Didaka, que lanzó Aratz pero que el guardameta logró desviar.

Jugaron: Pagola, Agirrezabala, (Santamaría), Jauregi, Aranzegi, Harto, (Aratz), Julen Galparsoro (Adrián), Ormaetxea, Rodríguez, Erauskin (Hidalgo), Iparragirre, Didaka y Trueba. Antes de comenzar el partido se guardó un minuto de silencio en memoria de Juan Antonio Armendariz, vicepresidente del OKE.

El primera regional derrotaba al Iluari B en Herrera 1-3. Los de Imanol Rubio y Ekain Avila, además del equipo rival tuvieron ante sí un segundo adversario y por supuesto más fuerte; el campo de Herrera. Los ordiziarras conscientes de las dificultades que iban a encontrar supieron controlar el partido desde el inicio. Al descanso se llegó con 0-1 gol marcado por el juvenil Martín. Tras el descanso, los urdiñas llevaron el peligro hasta la portería contraria pero no fue hasta el m.82, cuando por mediación de Angel Galparsoro lograron su propósito de volver a marcar; 0-2. En el m.90 los donostiarras reducían la diferencia; 1-2, pero fue flor de un día ya que en el m.93, el propio Ander Galparsoro establecía el 1-3 definitivo. Una victoria que adquiere más mérito aún, dada la falta de varios titulares.

El encuentro que el juvenil de honor afrontó, en casa, ante el Bergara pasará a la historia del club como el partido de los infortunios, ya que los de Javi y Joselu comenzaron dominando lo que les llevó a contar con claras ocasiones de gol. Sin embargo, serían los mahoneros los que en el m.10 inauguraban el casillero; 0-1. En el m.27 el árbitro expulsaba a Zunzunegi al mostrarle la segunda amarilla, circunstancia a partir de la cual los ordiziarras se bloquearon y en dos minutos (m.37 y 38) en dos contras, la escuadra visitante se fue hasta el 0-3. Y para colmo de males en el m.43 el colegiado expulsaba a Garmendia y ahí se acabó el partido para los ordiziarras.

Nada más comenzar la segunda mitad los del Deba volvían a marcar; 0-4, y poco después, Mustapha ponía el 1-4 definitivo.

Jugaron: Arrospide, Marcos, Serrano, (Garcia), Zunzunegi, Garmendia, Linares (Erauskin), Murua, Mustapha, Martínez, (Etxebarrieta), Martín (Etxeberria) y Jauregi (Regil). Ver para creer.

El primera juvenil empataba a un gol en Idiazabal. El partido no fue brillante, siendo, sin duda, para los de Borja, lo mejor el resultado. Al descanso se llegó con 0-0. A reseñar que el tanto urdiña llevó la rúbrica de Maiztegi, gol que supone un punto. Valga reseñar que los izaldarras iban primeros de grupo, imbatidos.

Aunque sobre el papel lo tenía mejor, el cadete de honor tampoco pudo pasar del empate, al certificar un 2-2 en Legazpi ante el Ilintxa. Al descanso se llegó con el 0-0 inicial. Lacalle marcó los dos tantos para los de Enrike y Axier.

Baloncesto

El segundo equipo afrontaba un difícil compromiso en Zarautz dada la diferencia clasificatoria entre ambas escuadras. Pero las últimas actuaciones de los de Mike daban pie a una posible victoria. El encuentro comenzó con tinte visitante. Los urdiñas entraron con buen pie en el envite, parando el juego local, y ofreciendo pinceladas del saber hacer que atesoran. Al final del primer cuarto Zarautz 13-Ordizia 14. Sin embargo en la reanudación, los anfitriones fueron más equipo. Buscaron bien el juego interior, movieron con rapidez el balón para obtener posiciones de tiro, y además obstaculizaron con éxito los intentos de ataque urdiña.

Al descanso 33-19. En el vestuario, la charla de Mike surtió efecto y los urdiñas salieron con más convicción. La defensa fue buena, bien trabajada, con continuas ayudas, tapando bien a sus jugadores interiores y recuperando balones. Sin embargo el ataque no fue consecuente en gran parte por el mérito de los jugadores locales. El tercer cuarto concluyó con un 41-25. Y en el último, aunque el Ordizia mejoró su eficacia, ya no tuvo tiempo para darle la vuelta al casillero; Zarautz 58-Ordizia 42.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate