Diario Vasco

Viene un Cisneros con pretensiones

Un momento del último encuentro dispustado en Altamira frente al Cisneros.
Un momento del último encuentro dispustado en Altamira frente al Cisneros. / MARIN
  • El conjunto colegial se presenta en Altamira tras haberse impuesto con autoridad en el Central a El Salvador

Séptima jornada de liga en la máxima categoría del rugby, que asistía ayer a la celebración de dos partidos. El Salvador se las vio y deseó para imponerse, en el Pepe Rojo, al Gernika, que se llevó punto bonus; 11-6. Y el colista, Getxo, cosechaba su primer triunfo, frente al Ciencias, que no regresaba a Sevilla de vacío; 10-5. Es decir, que la clasificación se anima.

Agenda que para hoy anuncia el encuentro que celebran en San Román el Independiente y el Santboi. El FC Barcelona atiende la visita del Quesos, el Alcobendas ejerce de anfitrión ante el Hernani y el Ampo Ordizia juega como local en Altamira frente al Cisneros.

El conjunto colegial mantiene su esencia de equipo universitario, pero eso sí, de una universidad como la Complutense, que asiste curso tras curso a un destacado número de nuevos alumnos, entre los que no faltan jugadores de rugby nacionales e internacionales, a los que sabe captar. Una permanente renovación, pero eso sí de alto nivel. Valga reseñar que, este año, por ejemplo, han recalado al comienzo del curso en sus filas jugadores como; Vicente del Hoyo y Luis Canti (provenientes del CAU Valencia), Samuel McLernon (del Auckland University RFC), Luke Jenkins (Wells RFC, UK) y Joaquín Domínguez (US Cognac). Equipo, que no cabe olvidar, era el que mayor número de jugadores aportaba a la selección olímpica de rugby a siete, en Río.

Así las cosas, los madrileños, hasta la fecha, han realizado un campeonato de liga algo irregular. Comenzaron fuertes imponiéndose en casa al Ciencias de Sevilla; 66-3, y venciendo a la semana siguiente en Landare; 10-29, para caer, en su segundo desplazamiento consecutivo, en San Román; 35-27.

En la cuarta jornada volvían a la senda de la victoria en el Central ante el Gernika, pero en la quinta perdían en el Baldiri Aleu contra el Santboi. En cualquier caso, la semana pasada, en un partido muy serio, vencían con autoridad al mismísimo El Salvador; 23-17, vitola con la que hoy se presentan en Altamira.

Un partido ante El Salvador, que el míster del equipo colegial describe así, la actitud con la que el Cisneros afrontó el encuentro «el equipo dejó las dudas y el vértigo en el vestuario y salió a la hierba del Central decidido a convertir una soleada y plácida mañana de otoño en una batalla medieval. Sólo así, con la determinación obsesiva de plantear una guerra física, dura y desagradable, de llevar el juego a ese punto próximo a la temeridad, de total desprecio por la propia integridad física, se puede plantar cara a un equipo tan armado y potente como El Salvador».

Balance que le sitúa en el quinto puesto de la clasificación.

Por su parte el Ampo afronta el compromiso adoleciendo de ese mal que le acompaña desde el principio de temporada, en la que una ajustada plantilla anota bajas semana tras semana. A la lesión en Landare de Imanol Iruarriz se une la sanción, de dos partidos que le han caído al pilier ordiziarra Fernando López por la tarjeta roja que vio en Hernani.

Así las cosas, los del Goierri no lo van a tener fácil. Sea como fuere y haciendo de la necesidad virtud, hoy la alineación local puede ofrecer una grata sorpresa.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate