Diario Vasco

Debut liguero para el segundo equipo de basket en Majori ante el STL Azkune

Comienza la liga para el segundo equipo, senior masculino, tras su remodelación, al desaparecer el tercer equipo. Los resultados obtenidos en los encuentros de pretemporada han sido dispares, alternando victorias trabajadas y derrotas. La respuesta de la escuadra urdiña dependerá muy mucho de su conocimiento de la categoría y del buen encaje en el grupo de los nuevos integrantes.

El conjunto ordiziarra afronta hoy su debut en el campeonato de liga y lo hace, a las 8 de esta tarde, en casa; en Majori, ante el STL Azkune donostiarra.

Estreno que ya ha llevado a cabo el junior femenino de rendimiento, arranque que le llevaba a Lasarte-Oria para enfrentarse al equipo local, el Ostadar. Buen partido el que disputaron las pupilas de Urkijo, quienes, aunque son nuevas en la categoría, hicieron protagonizaron un buen arranque, pese a caer derrotadas por dos puntos, 46-44, ante un conjunto conocedor de la misma.

El partido resultó disputado de principio a fin con parciales todos ellos ajustados y sin que ningún equipo fuese capaz de imponer su autoridad.

El primer cuarto fue de tanteo, dedicado a medir fuerzas y a conocer al adversario, por lo que terminó en tablas; empate a nueve. En el segundo las urdiñas trataron de desplegar su juego y comenzaron a posicionarse en la cancha, quedaba claro que el encuentro iba a ser duro. Al descanso el luminoso reflejaba una desventaja de cuatro puntos, 25 a 21.

Con buen pie en el tercero

Las urdiñas entraron con muy buen pie en el tercero, ejecutando una defensa envidiable y limitando el tanteo de las rivales a 4 puntos. En este periodo las del txoko se adueñaron de la cancha y aventajaron al rival en 5 puntos. La reanudación fue dolorosa, el Ostadar se mostró capaz de mantener su canasta inédita durante los primeros seis minutos, endosando a las de Urkijo un parcial de 14 a cero. A pesar de todo el Ordizia consiguió reaccionar y en escasos tres minutos devolvió la afrenta, con un parcial para las urdiñas de 9 a cero.

El partido podría haber sido para cualquiera de los dos equipos, pero decisiones equivocadas tomadas en los últimos 30 segundos decantaron la contienda para el conjunto anfitrión; 46-44.

Es bien conocida la capacidad de juego y el buen grupo que conforman las ordiziarras quienes la temporada pasada disputaron la Liga Vasca en categoría cadete obteniendo unos excelentes resultados y que a buen seguro, cuando cojan el ritmo de la nueva categoría nos deleitarán con apasionantes encuentros como el disputado el pasado sábado.