La calle Cari de la Cruz empieza a lucir su nuevo aspecto

La calle en obras. /  B. PARRA
La calle en obras. / B. PARRA

BELÉN PARRA OLABERRIA.

A medida que avanzan las obras en la calle Cari de la Cruz se aprecia el aspecto que tendrá, la misma, una vez se retiren las máquinas, que en este momento la ocupan. El derribo de los árboles y los arbustos, así como la eliminación de los jardines y la plaza fueron los hechos principales para que la apariencia de la calle cambiara de forma radical. Con un presupuesto de casi 480.000€, y con el objetivo de reurbanizar la acera y la carretera, así como la renovación de las infraestructuras que dan servicio a los edificios y la red de alumbrado público, las obras en Ihurre se prolongarán hasta mayo.

La acera tendrá dos metros y se eliminarán los escalones entre la acera y los pasillos de los portales. Al igual que en zona alta de la calle, entre los portales 2 y 20, la línea de aparcamientos irá en paralelo a la acera. A lo largo de la calle se dispondrán 22 plazas de aparcamiento, se mantiene el aparcamiento, frente a las bajeras y, en ella, habrá 10 plazas, más una para minusválidos, y, en el aparcamiento que lleva a la capilla, están proyectadas 4 plazas más una para minusválidos.

En cuanto a la plaza, se le quiere dar un carácter de centro urbano y de encuentro. Para ello, el pino será sustituido por un roble y se construirán pequeños jardines con forma de hoja de roble que se harán en hormigón pulido y coloreado en verde y delimitados de una chapa de acero que dará la forma a la hoja.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos