El zamorano Jorge Bueno, del Ampo, fue el ganador de la Prueba Loinaz

La serpiente multicolor, en plena prueba txirrindulari.
La serpiente multicolor, en plena prueba txirrindulari. / M. ARANBURU

Se impuso a los 198 corredores que tomaron parte en la decana de las citas ciclistas, llegando a meta en solitario

J. U. BEASAIN.

La Prueba ciclista Loinaz, 'Clásica' antaño de aficionados y hoy de élite y sub23, poco a poco se acerca su centenario. El domingo, bajo el peso del calor, se disputó la 90 edición de la misma, convertida además en el VII Memorial Jon Lazkano. Fue una carrera que resultó muy disputada sobre un recorrido de 160,1 kilómetros, que reunió en línea de salida a 198 txirrindularis de una veintena de equipos que llegaron de diferentes puntos del Estado español, al margen de la participación de los de casa.

Cabe destacar que la Prueba Loinaz es la carrera decana del ciclismo español (90 ediciones) en la categoría élite y sub23 y que a tenor de los medios ciclistas «reúne posiblemente la mejor participación de cuantas carreras se disputan en España con 25 equipos de 8 corredores para formar un pelotón de 200 participantes (fueron 198), el máximo permitido por la normativa vigente».

La salida se dio en el punto habitual de salidas y llegadas de las pruebas txirrindularis de Beasain, en el adoquinado de la Avenida de Navarra, fue de forma neutralizada hasta entrar a la autovía N-1.

Seis puertos de montaña

El trazado de esta nonagésima edición había variado respecto a ediciones anteriores y la serpiente multicolor a lo largo de los 160,1 kilómetros se topó con seis puertos de montaña -Orendain y Atagoiti, ambos de segunda; Aztiria y Olaberria, los dos de tercera y ya cerca de meta, en el kilómetros 143, 7 Mandubia de segunda y antes de entrar en meta nueva subida al de Olaberria-.

Jorge Bueno, corredor zamorano del Ampo, que entró en meta en solitario, escapó del grupo cabecero a falta de unos pocos kilómetros para llegar a meta, se hizo con la victoria de la nonagésima edición de la Prueba Clásica Loinaz (03h56:54); segundo, entrando a 13 segundos fue Bernat Font del Gsport (03h57:07), y tercero Juan Antonio López Cózar, del Fundación Euskadi (03h57:12).

Por equipos la clasificación fue la siguiente: 1º GSport (Valencia), 2º Ampo y 3º Team Compak. El premio de la montaña y de las metas volantes fue para el ciclista del Gsport Francisco García.

La sociedad Ciclista Loinaz organizadora de esta veterana y prestigiosa prueba una vez más volvió a apuntarse otro tanto por ese buen hacer en tareas organizativas ligadas al ciclismo.

Fotos

Vídeos