El desarrollo de Errekarte da otro paso

Errekarte. Los dos primeros bloques afectarán al espacio del caserío y sus huertas.
/JUANTXO UNANUA
Errekarte. Los dos primeros bloques afectarán al espacio del caserío y sus huertas. / JUANTXO UNANUA

Da vía libre a levantar el primer bloque de 34 viviendas, cerca de Errekartetxiki; en total se construirán 114 pisos de los que 26 serán VPO y 13 tasados

JUANTXO UNANUA BEASAIN.

Tras pasar por los correspondientes trámites administrativos previos que obliga la ley para que estime oportuno presentar las alegaciones correspondientes a cada proyecto, el desarrollo urbanístico de los solares en torno a los caseríos Errekarte y Telleri ya tiene luz verde para su desarrollo.

Se trata de un proyecto que en palabras del equipo de gobierno que preside Aitor Aldasoro «responde a las necesidades actuales de viviendas que prioriza construir en áreas urbanas y no rurales».

Así, en breve, se iniciará el levante del primero de los tres bloques previstos. Dos de ellos irán en el solar anexo al caserío Errekarte, que al no tener interés arqueológico no está catalogado como patrimonio y será derribado.

Errekarte se derriba al no tener interés arqueológico y Telleri también será demolido

El tercer bloque se levantará delante del caserío Telleri que será demolido cuando se inicie este levante, que seguirá la línea de las edificaciones de la calle Errekarte.

La totalidad de los pisos a edificar, entre el trío de bloques a cargo de la Constructora Sukia, suman 114; 68 en el lado de Errekarte y las restantes 46 en el solar de Telleri. Del total, 26 serán VPO y 13 tasadas. En lo que a las alturas respecta, tendrán un piso menos que el proyecto redactado en 2007 y dos menos respecto al bloque proyectado para Errekarte la pasada legislatura.

En opinión del gobierno municipal, tras detectar la demanda actual de viviendas, «la puesta en marcha del proyecto de urbanización de Errekarte responde a estas necesidades».

Es un proyecto «que se adecua a las necesidades actuales; no construyéndose en sector rural y sí en área urbana aprovechando la red de servicios e infraestructuras actuales dando continuidad a la actual línea de edificaciones de la calle Errekarte. En el nuevo proyecto se contemplan zonas verdes y se respeta la distribución de los espacios sin caer en excesos ocupacionales».

En opinión del actual gobierno municipal, el espacio destinado a la nueva construcción en Beasain «es muy limitado. Por ello es necesario gestionar estos espacios con sentido común, priorizando siempre las áreas urbanas destinadas a ello».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos