Los quirófanos españoles prueban la realidad mixta

Un médico con las gafas Hololens de Microsoft./
Un médico con las gafas Hololens de Microsoft.

Una startup española utiliza con éxito las Hololens de Microsoft en el Hospital Gregorio Marañón de Madrid

INNOVA+

La tecnología no es asunto desconocido para los cirujanos ni médicos. La utilización de robots y los últimos dispositivos más vanguardistas están en el día a día de los galenos. Sin embargo, ahora llega otro reto a los quirófanos y es la realidad mixta.

El pasado mes de abril, el Hospital General Universitario Gregorio Marañón de Madrid realizó una cirugía con apoyo de la realidad mixta para extirpar un tumor muscular maligno a una paciente y junto a las herramientas habituales de los doctores se sumaron las gafas HoloLens de Microsoft.

Se complementaron con la aplicación HoloSurg, de la 'startup' española Exovite, en un proyecto pionero en España y en el mundo.

Junto al dispositivo de la compañía Mountain View se sumó a la experiencia la startup española HoloSurg, que provee de una interfaz basada en Windows que el portador de las gafas, en este caso los cirujanos, puede controlar mediante gestos de la mano o con comandos de voz.

La aplicación despliega ante la vista del cirujano una serie de paneles interactivos, que el propio usuario de las HoloLens puede seleccionar y colocar ante él para su manipulación.

Digitalización tridimensional del tumor

Estos paneles aportan la información necesaria para realizar la cirugía, como los datos médicos del paciente, una digitalización tridimensional de la zona a operar y del tumor (en base a un modelo impreso en 3D), así como TAC, resonancias o radiografías.

Con gestos, y sin perder de vista al paciente, el cirujano puede comprobar en todo momento la información que necesite o ampliar alguna zona de la recreación tridimensional para verla con más detalle. De hecho, este sistema está pensado para el cirujano pueda moverse físicamente con libertad alrededor del modelo holográfico, no solo para moverlo delante de su vista con comandos gestuales.

El sistema permite integrar a varias personas durante la operación, con la condición de que lleven puestas unas gafas HoloLens. Así, si el cirujano tiene desplegado ante él un panel con información que quiere mostrar al anestesista, solo tiene que girarlo con los dedos para que el segundo profesional lo vea desde su perspectiva, como cuando en la vida real pasamos mostramos un folio a un compañero que tenemos al lado.

Fotos

Vídeos