La sospecha de amaño obliga a Osakidetza a revisar las pruebas de 96.235 opositores

El consejero Darpón, Múgica e Iruretagoiena, ayer tarde antes de ofrecer explicaciones públicas en Vitoria./IGOR AIZPURU
El consejero Darpón, Múgica e Iruretagoiena, ayer tarde antes de ofrecer explicaciones públicas en Vitoria. / IGOR AIZPURU

La oposición exige «paralizar» la OPE y Darpón afirma que harán un «análisis exhaustivo» | El Departamento de Salud defiende que «no ha recibido ninguna denuncia objetivamente fundamentada sobre posibles irregularidades»

Iker Marín
IKER MARÍNSAN SEBASTIÁN.

El Departamento de Salud se vio obligado ayer por la tarde a ofrecer explicaciones públicas sobre las presuntas irregularidades cometidas en, al menos, una decena de exámenes de especialidades en la Oferta Pública de Empleo (OPE) de Osakidetza y anunciar que va a realizar un «análisis exhaustivo de coherencia de resultados de todas las pruebas» realizadas en las pruebas en la que participan 96.235 personas. Fueron Elkarrekin Podemos, EH Bildu y Partido Popular, partidos de la oposición al Gobierno Vasco, quienes exigieron «información» durante toda la mañana de ayer sobre las supuestas «filtraciones» que afectan, según la información que manejan, a las especialidades de cardiología, medicina intensiva, anestesista, urología o cirugía vascular.

Jon Darpón, consejero de Salud, quiso en primer lugar trasladar un mensaje de «tranquilidad y calma» al conjunto de opositores y profesionales de Osakidetza que forman parte de los tribunales, cuya labor está siendo «cuestionada, sin que se hayan presentados denuncias objetivamente documentadas y fundamentadas sobre posibles irregularidades», dijo. El consejero respaldó a los 1.376 profesionales de Osakidetza que forman parte de los 86 tribunales calificadores de la OPE, aunque aclaró que si se llega a demostrar que alguien ha incumplido sus obligaciones de confidencialidad y ha filtrado los exámenes se pedirán todas las responsabildides que correspondan.

Tras aclarar que ningún alto cargo de Salud, Osakidetza y del IVAP forma parte de los tribunales, Darpón aseguró que «no tengo por qué dudar de la honestidad de ninguno de sus miembros», aunque acto seguido dijo que «evidentemente» no pone la mano en el fuego por que todo el mundo es honesto.

Los datos

96.235 personas
son las que se han apuntado a la Oferta Pública de Empleo más multitudinaria de la historia de Osakidetza.
17.567 guipuzcoanos
han dado el nombre para hacer los exámenes que se celebran en Vitoria y Barakaldo y que están divididos en 86 pruebas.
3.335 plazas
son las que pone en juego el Servicio Vasco de Salud repartidas en 21 categorías, que van desde los médicos hasta los cocineros.

Arropado por María Jesús Múgica, directora general de Osakidetza, y Maite Iruretagoiena, directora del Instituto Vasco de Administración Pública (IVAP), el consejero anunció que el Departamento de Salud, Osakidetza y el IVAP van a seguir poniendo todos los medios a su alcance para «garantizar la transparencia del proceso y la igualdad de oportunidades» para todos los inscritos en la OPE que comenzó el pasado 12 de mayo y en la que están inscritos 17.567 guipuzcoanos. Darpón sí reconoció que a «día de hoy» la única incidencia reseñable es un escrito presentado por José María de Egaña Barrenechea, cirujano del servicio de Angiología y Cirugía Vascular del Hospital Universitario Donostia y miembro del tribunal de esa especialidad, que denunció el pasado viernes supuestas filtraciones en esos exámenes, acusaciones de las que también se hicieron eco los sindicatos ELA, LAB y el Sindicato Médico de Euskadi. Al objeto de investigar este escrito, Osakidetza «ha abierto un expediente informativo», señaló el consejero. Ante la gravedad de las acusaciones, el Consejo de Administración de Osakidetza celebró una reunión extraordinaria ayer al mediodía en la que se acordó «instar al Servicio Vasco de Salud a realizar un análisis exhaustivo de coherencia de resultados de todas las pruebas». Hasta el momento se han realizado 67 pero el análisis se realizará a las 86 pruebas.

Paralizar la OPE

Elkarrekin Podemos, EH Bildu y Partido Popular comparecieron por la mañana en el Parlamento Vasco para exigir «transparencia» sobre este caso. Los dos primeros partidos coincidieron en pedir al Departamento de Salud que «paralice» el proceso de la OPE, «hasta que se despejen todas las sombras de sospecha». Por la tarde, Darpón fue claro al respecto: «No vemos motivos para actuar así, por lo que se van a seguir desarrollando los exámenes que quedan pendientes con normalidad». En su opinión, las personas que se han presentado a estos exámenes se merecen todo el «respeto y apoyo y no merecen que este proceso se pare sin motivos objetivos». También quiso recordar el consejero que los profesionales que toman parte en los 86 tribunales «son independientes y honrados mientras no se demuestre ninguna irregularidad». En este sentido, Darpón instó a la oposición a que denuncie «con datos, nombres y apellidos y pruebas concretas» las situaciones a las que se refirieron en sus comparecencias.

Rebeka Ubera, parlamentaria de la coalición abertzale, pidió al Gobierno Vasco que investigue «a fondo» el proceso llevado a cabo en las pruebas y adopte medidas «inmediatas y eficaces». El expediente que ha abierto Osakidetza para investigar el escrito del doctor de Egaña Barrenechea «no es suficiente», dijo. En opinión de Ubera, «corremos el riesgo de que la supuesta investigación quede en un mero trámite burocrático para aparentar que las cosas se hacen con transparencia». Para EH Bildu, y conocidos los resultados, «salta a la vista que, en algunas especialidades, el contenido de los exámenes se ha podido filtrar a determinadas personas. Dicho de otro modo, el resultado estaba decidido por anticipado para saber quien iba a ocupar esas plazas».

«Todo lo que pueda afectar a la posibilidad de que haya alguna irregularidad me preocupa» Iñigo Urkullu, Lehendakari

«Insto a los partidos de la oposición a que denuncien con datos, nombres y pruebas concretas» Jon Darpón, Consejero de Salud

«Los resultados de la OPE hacen pensar que estaba decidido quiénes tenían que conseguir las plazas» Rebeka Ubera, EH Bildu

«Este proceso ratifica la corrupción de baja intensidad y el enchufismo de los amigotes en la CAV» Cristina Macazaga, Elkarrekin Podemos

«Los resultados son insólitos y extraños, las sospechas de filtración son bastantes fundadas» Laura Garrido, Partido Popular

Desde Elkarrekin Podemos denunciaron que todo el proceso de la OPE está «en cuestión». La parlamentaria Cristina Macazaga señaló que «algunos opositores han acudido 'dopados' a las pruebas». En su opinión, esta conducta «viene a ratificar una práctica muy extendida en Euskadi: la corrupción de baja intensidad y el enchufismo de los amigotes». La representante de Podemos se preguntó si esta actuación irregular «¿se trata de una trama organizada para favorecer a determinadas personas?». También Laura Garrido, parlamentaria del PP, coincidió con los otros dos partidos de la oposición en que hay «sospechas bastante fundadas» de ha habido filtraciones en la OPE y aseguró que se han dado resultados «insólitos» y «extraños».

Esta polémica también llegó ayer hasta Lehendakaritza. Iñigo Urkullu reconoció que «todo los que pueda afectar a la posibilidad de que se haya observado alguna irregularidad o que se pueda interpretar como una mala práctica» le preocupa. Explicó que la iniciativa de investigar lo ocurrido «ha partido de la propia Osakidetza y de Salud» y precisó que hasta el momento se debe hablar de «quejas» y no de «denuncias».

Por último, CC OO afirmó que Osakidetza tiene «muchas explicaciones por dar» y exigió una investigación profunda. Por su parte, UGT «en aras a la transparencia», reitera su demanda de máximo rigor en el tratamiento de los exámenes.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos