Diario Vasco

Jesús Seco, el investigador premiado. / Universidad de León.

Realidad aumentada para mejorar la vejez

  • nuevas tecnologías

  • Un proyecto dirigido por el investigador del Instituto de Biomedicina de la Universidad de León Jesús Seco ayuda a que las personas mayores realicen ejercicios para mejorar su flexibilidad y les anima a integrarse en la sociedad de la información

Se llama ‘guía práctica de entrenamiento de la flexibilidad para personas mayores mediante realidad aumentada’ y ha sido galardonada con el Premio soluciones TIC para la mejora de la vida independiente, convocado por el Campus de Excelencia Internacional Triangular E3 y la Fundación General de la Universidad de León y de la Empresa (FGULEM).

Creada por el investigador del Instituto de Biomedicina de la Universidad de León (Ibiomed) Jesús Seco, el objetivo de esta ‘guía’ es mantener a las personas mayores motivadas y activas, lo que redunda en su calidad de vida.

El grupo de investigación de Seco trabaja desde hace varios años en la aplicación de las TIC y los nuevos sistemas inteligentes a la rehabilitación de pacientes, en el marco de la Cátedra Telefónica. De estos primeros desarrollos, surgió la posibilidad de utilizar otras tecnologías, como la realidad aumentada, y de aplicarlas a personas con otras necesidades.

«En lugar de rehabilitar a pacientes con alguna alteración de su función, nos preguntamos por qué no utilizarlo en mejorar la calidad de vida de las personas. Lo asociamos con el Máster de Envejecimiento Saludable y Calidad de Vida de la Universidad y vimos la necesidad de las personas mayores de estar motivados y activos y de integrarse en la sociedad de la información y de la comunicación», explica el experto.

Fue así como surgió esta ‘guía práctica de entrenamiento’ que usa la realidad aumentada, una tecnología que ayuda a enriquecer nuestra percepción de la realidad complementando la información del mundo real con la digital. «Nos pusimos a trabajar en la orientación de estos dispositivos móviles para la realización de ejercicios de flexibilidad de tal modo que las personas mayores pudieran ser los gestores de su propio proceso de mejora de la salud. Esto nos llevó a utilizar la realidad aumentada y a poner en marcha una serie de algoritmos que permiten al usuario, con una guía de ejercicios, acercar su dispositivo móvil a las páginas y que las imágenes cobren vida. Tenemos incorporadas imágenes y vídeos con pequeñas instrucciones para que se puedan realizar los ejercicios, con un pequeño corrector para que si se realizan mal, haya un feedback», explica Seco.

Otro de los fines del proyecto es conectar a las personas mayores a la sociedad global.