187 empleados vascoparlantes de Osakidetza logran el perfil en un examen específico para ellos

Otros 174 aspirantes no lo consigue, en la mayoría de los casos al suspender las pruebas de expresión escrita y de comprensión lectora

MARÍA JOSÉ CARRERO

Un total de 187 empleados de Osakidetza ha conseguido acreditar el perfil lingüístico 2 mediante una convocatoria extraordinaria. Son trabajadores vascoparlantes -bien 'euskaldun zaharrak' (su lengua materna es el euskera) o 'euskaldun berriak' (lo han aprendido)-, pero que no lograban demostrar su competencia lingüística en los exámenes ordinarios. Es por ello que la dirección del Servicio Vasco de Salud optó por convocar una prueba diferente para este colectivo «con capacidad para relacionarse en euskera de forma fluida y natural» en su día a día laboral.

La idea de dar una solución a los vascoparlantes sin perfil viene de atrás. Se recogió en el acuerdo de condiciones de trabajo -convenio- firmado hace una década con las centrales SATSE (enfermería), SME (médicos) y CC OO. El II Plan de Euskera de la Sanidad vasca, diseñado para el período 2013-19, ya estableció las características del examen. Mientras que en las convocatorias ordinarias la prueba oral se realiza una vez que se ha superado la escrita, en la extraordinaria es al revés: primero se ha acreditado la destreza lingüística tanto para expresarse en euskera como para entenderlo. Una vez superada esta parte, se han realizado los ejercicios de comprensión lectora y expresión escrita.

El dato 2,4

millones de euros gastará este año el Servicio Vasco de Salud en planes de euskaldunización, una cantidad que es similar a la de otros ejercicios

Este examen especial ha suscitado el interés de un total de 361 empleados de Osakidetza, que se han inscrito para obtener el perfil 2 adjudicado a su puesto de trabajo. De ellos, al final 83 no han acudido a los exámenes. De los que sí la hicieron, 187 han logrado la acreditación. La inmensa mayoría de los 'no aptos' ha superado los ejercicios de expresión y comprensión oral, pero ha caído en los de lectura y escritura y, por tanto, suspendido.

Una vez resuelta la convocatoria extraordinaria, resta saber si ahora el Servicio Vasco de Salud diseñará un programa específico para prepararles para la prueba escrita, tal y como dijo en su día el anterior responsable de recursos humanos de la sanidad vasca en el Parlamento.

Un tercio de la plantilla

Con este examen específico para los empleados capaces de hablar y entender la lengua vasca, el Departamento de Salud ha tratado de dar un 'empujón' a las acreditaciones lingüísticas en la mayor empresa vasca, en la que el ritmo de euskaldunización es inferior al del resto de la Administración autonómica, entre otros motivos, porque su primer plan de normalización del idioma es de 2005.

Según los últimos datos, un tercio de la plantilla tiene ya acreditado el perfil lingüístico correspondiente a su puesto de trabajo, lo que supone que en la última década se ha triplicado ese porcentaje. En números, significa que más de 9.000 empleados (34% del total) ya han conseguido el nivel exigido a su plaza, cuando en 2006 eran 2.346 (11,2%).

Más de 9.000 empleados han acreditado ya el nivel exigido a su plaza, frente a los 2.346 del año 2006 PLAN DE EUSKALDUNIZACIÓN

El segundo plan, vigente hasta dentro de dos años, ha puesto también el acento en potenciar la utilización de la lengua vasca con los pacientes, a los que se invita a elegirla cuando acuden a un centro de salud. Tanto es así, que 134.000 vascos han expresado ya su deseo de ser atendidos en euskera. Esta elección implica el compromiso de Osakidetza -este año gastará 2,4 millones en euskaldunización- de ofrecerle atención sanitaria en este idioma siempre que sea factible. Hay tres formas de comunicar cuál es la lengua de preferencia: en el centro de salud, durante una consulta con el médico de familia o enfermero habitual, o a través de la carpeta de salud.

Fotos

Vídeos