Cambios para lograr una «mayor calidad de vida»

Euskadi «no ha inventado nada», aseguraron ayer los responsables de la Unidad de Identidad de Género en la Comisión de Derechos Humanos e Igualdad del Parlamento Vasco. Reconocieron que el proceso llevado a cabo en el Hospital Universitario de Cruces es similar al «exitoso» modelo holandés, y que tiene como objetivo mantener un servicio tan «pionero y de calidad como lo fue en 2009», cuando el servicio se puso en marcha en Euskadi. En cuanto a la colaboración con Chrysallis, la Asociación de Familias de Menores Transexuales, reconocieron que el trabajo realizado de forma conjunta ha propiciado el anuncio de algunas de las nuevas medidas que se aplicarán en la unidad. Entre ellas, la más destacada hace referencia al acceso de los pacientes a través de la Unidad de Endocrinología y no de Psiquiatría. El cambio tiene mucho que ver con la notable labor que está realizando en este ámbito un grupo holandés ligado al hospital de la Universidad de Amsterdam. Su trabajo de más de 20 años ha demostrado que esta forma de trabajar proporciona a los pacientes una «mayor calidad de vida y seguridad en la gestión del proceso».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos